Elecciones en Argelia: Venganza e Intimidaciones

Para demarcar el camino a Bouteflika, afín de que pueda aspirar sin trabas a su quinto mandato presidencial, el poder argelino se despliega para abrirle el camino a Nacer Boudiaf, hijo del difunto ex presidente Mohamed Boudiaf, quien acaba de anunciar su intención de aspirar, en el 2019, a la magistratura suprema de su país.

Así, el Ministro de Asuntos Exteriores argelino, Abdelkader Messahel no encontró nada mejor que quitarle a este candidato molesto, el pasaporte diplomático del que disponía automáticamente, en el pasado.

Una medida punitiva que podría provocar la ira de de Nacer Boudiaf, quien quiere denunciar  su intimidación por parte de las autoridades argelinas para forzarlo a retirar su candidatura indeseable.

Publicidad

 Múltiples observadores ya están persuadidos de que el hijo de Boudiaf tendrá la misma suerte del escritor Yasmina Khadra, quien en el 2014 fue alejado de su aspiración para llegar al palacio del Mouradia después de que el estado profundo argelino le impidiese recolectar el número de firmas requerido para ser candidato.

RELACIÓN DEL PODER MAURITANO CON EL ARGELINO:

Últimamente, Argelia anda muy cuidadosa con el régimen mauritano y ha llegado hasta a multiplicar las atenciones hacia los antiguos dignatarios de ese país, como la invitación, para que se curara en Argel, que le hicieron al presidente depuesto Mohamed Cheikh Abdellah, víctima en el 2008 de un golpe de estado militar fomentado por un tal Mohamed Ould Abdelaziz.

Una gestión con visos humanitarios pero que dice mucho sobre los fines inconfesados de las autoridades argelinas para infiltrar progresivamente a las esferas del poder mauritano, con miras a controlar los mecanismos, como lo demuestra el enfoque de Mohamed Salek Oud Ahmed Banamou, antiguo portavoz del Ministro mauritano de Asuntos Exteriores.

Según las últimas noticias, éste último piensa instalarse en Argel para formar parte del Centro Africano de Estudios e Investigaciones sobre el terrorismo en Argel con miras a preparar una tesis de doctorado.

HE AQUÍ PORQUÉ ARGELIA, EN BUSCA DEL LIDERATO ESTRATÉGICO Y MILITAR REGIONAL, ESTÁ INQUIETA POR EL REFUERZO DE LA COOPERACIÓN MILITAR ENTRE LA OTAN Y TUNEZ:

Desde hace algún tiempo, los responsables del Ministerio argelino de la Defensa Nacional se preocupan por la presencia regular de fuerzas militares extranjeras en Túnez por razones diferentes a la formación y el entrenamiento, sobre todo después de que éste último se elevó al rango de primer socio mediterráneo de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Los funcionarios de la Cancillería argelina en Túnez son “todo orejas” por saber más sobre las bases y el renovado interés hacia el país de la revolución del Jazmín, principalmente por parte de la Otan y los Estados Unidos.

Y, por ello ese nuevo posicionamiento estratégico de Túnez corre el riesgo de socavar el objetivo de convencer a la administración Trump y particularmente a la CIA, del liderazgo argelino para la estabilidad de la región magrebí y por lo tanto, comprometerse con el fracaso del proyecto belicista de diversificación del suministro de armamento de las tropas militares argelinas ante los americanos.

La voluntad de Argelia de cambiar a los proveedores de armas está ligada sobre todo al miedo de los oficiales argelinos en cuanto al porvenir de su seguridad nacional, en razón principalmente de la dependencia actual de su país a cerca del 80% del armamento militar ruso y del hecho de que los grados de la armada nacional popular han sido todos formados en las escuelas militares de Putin.

ARGELIA CONGELA SU PARTICIPACION FINANCIERA A LA UNION DEL MAGHREB ÁRABE (UMA) A CAUSA DE LA “MAROCOFILIA” DE SU SECRETARIO GENERAL:

El jefe de la diplomacia argelina, Abdelkader Messahel, ordenó recientemente el bloqueo del presupuesto otorgado por su país a la UMA en razón a que el tunecino Taieb Baccouche, Secretario General de este organismo internacional, no deja de seguirle el juego a Marruecos, que alberga la sede de esta institución.

MIENTRAS QUE MESSAHEL REPRENDE AL PRIMER MINISTRO TUNECINO:

Abdelkader Messahel no digirió en absoluto el contenido del mensaje dirigido por el Jefe del Gobierno tunecino a las autoridades argelinas, en el cual a éste último  se le dio por decir que los autores del atentado terrorista ocurrido el 08/07/2018 en Jendouba, al noroeste de la zona fronteriza entre los dos países y que causó la muerte de 8 gendarmes tunecinos, son de origen argelino.

A este respecto muchos observadores argelinos estimaron que las insinuaciones del primer Ministro tunecino Youssef Chahid son, ni más ni menos, un pobre intento de implicar a Argelia en dicho atentado.

¿QUIÉN ES EL AMANTE ESCONDIDO EN ARGELIA DE LA PASIONARIA SAHARAUI AMINATOU HAIDAR?

El asunto se remonta a noviembre del 2009, algunos días antes de la deportación, por parte de la policía marroquí de Aminatou Haidar en Las palmas, que la impulsó al rango de inspiradora de la disidencia saharaui contra el reino alauita.

En esta época, una foto inédita de la pasionaria saharaui circuló ampliamente en las redes sociales mostrando a ésta última muy sonriente bajo los paneles de la residencia del Embajador de Argelia en los Estados Unidos, los hombros cubiertos por la bandera argelina, al lado de un dandi que no era otro que el antiguo representante de Bouteflika en los Estados Unidos, Abdellah Baali, mostrándose él también eufórico.

Llamado desde esa época a ocupar las funciones de Consejero de Abdelkader Messahel, éste ex Embajador, que sigue teniendo una fuerte relación amistosa con Aminatou Hadiar, siempre ha considerado “la actividad de ella diez veces más importante que la acción del Polisario”.

Fuentes cercanas a la fundación americana Robert Kennedy sostienen, en efecto, que cuando Aminatou Haidar fue de gira a los Estados Unidos, era para encontrarse discretamente en Washington con Abdellah Baali quien, según estas mismas fuentes, supo darle una visibilidad internacional, incitándola regularmente a promover su credibilidad internacional, permaneciendo independiente ante el Polisario y Argelia.

SILENCIO TOTAL EN ARGELIA ANTE LA PRUEBA DE LAS ACUSACIONES EXPLOSIVAS DE UN NARCOTRAFICANTE

Fuertemente sacudidos por el asunto del decomiso, el 29/05/2018 en el puerto de Orán, de 701 kilos de cocaína escondidos en un cargamento de carne congelada importada de Brasil, los altos grados de la ANP (Ejército Nacional Popular) están cada vez más nerviosos y en desacuerdo entre ellos cada vez que aparecen más revelaciones del controvertido hombre de negocios Kamel Chikhi, alias “El Bouchi”, sobre sus conexiones con el ejército argelino.

Después de los despidos consecutivos de los Generales mayores Abdelghani Hamel, ex patrón de la Policía y Bouduar Boujamaa, antiguo director de la Comisión de Mercados en el Ministerio de la Defensa Nacional, fue el turno para el General Mayor Habib Chentouf, Comandante de la primera región militar de incluirlo en este asunto escabroso que, manifiestamente está girando hacia el arreglo de cuentas entre los viejos soldados del ejército argelino.

Pero éste último, cuyo nombre había circulado por un tiempo como un probable candidato para reemplazar al poderoso Gaid Saleh, a la cabeza del Estado Mayor de la ANP, no tiene la intención de jugar al chivo expiatorio en absoluto y tiene la intención de responder a todos aquellos que sospecha de querer dañar su carrera.

Según algunas indiscreciones que se han filtrado, el Comandante de la primera región militar tuvo recientemente una riña intensa con el General Kamel Othmane, uno de los principales responsables del lúgubre y terrorífico “centro principal militar de investigación” que tiene la reputación de ser un centro de tortura en el cual ha reinado por mucho tiempo el General Mayor Tartag, llamado “Bachir”, actualmente a cargo de la DSS (ex DRS) en donde sucedió al mítico general del cuerpo del ejército Mediene.

Los testigos de la escena quedaron boquiabiertos  por la violencia del intercambio entre los dos generales, sobre todo cuando Habib Chentouf explícitamente amenazó de muerte a Kamal Othmane, ordenándole que cerrase la camarilla que contrató en su contra y que tiende a hundirlo hasta el cuello en el asunto del narcotraficante Chikhi.

Excepto que es notorio que Kamel Othmane es el protegido de Tartag, el ex monstruo del centro de tortura Ben Aknoun y no está seguro de que éste último acepte dejar ir al General Mayor Habib Chentouf, sobre todo si él quiere también el puesto actual de Gaid Salah.

La cita será entonces el mes de septiembre próximo, fecha límite del final de la instrucción del asunto Chikhi y muchos conocedores de los arcanos del poder político-militar argelino, comienzan a temer seriamente que los resultados de la encuesta judicial terminen por desembocar en una noche de cuchillos largos a nivel de la dirección de la ANP.