La declaración como imputado que complica el futuro de Piñera

La tensión entre Chile y Perú aumentaba a medida que se desarrollaba el proceso litigioso entre ambas naciones que buscaba, de parte del país del norte, un nuevo límite en las zonas marítimas de la frontera chileno-peruana.

Mientras duraba la tensión, había alguien que no perdía su tiempo: el Presidente Sebastián Piñera realizaba a esas alturas una importante inversión en la empresa pesquera Exalmar S.A. a través de su sociedad Bancard International Investments Inc., de la cual es controlador.

Publicidad

El magnate ya había invertido en la pesquera extranjera entre los años 2010 y 2011 –periodo en el cual ya había asumido como Presidente-, por lo que dichas inversiones no fueron contempladas dentro del fideicomiso ciego que ejecutó el empresario antes de asumir su mandato. Dicho fideicomiso, por cierto, estuvo a cargo de Bancard.

El 27 de enero de 2014 el tribunal internacional de La Haya publicaba el fallo en el cual determinaba otorgarle 22.000 km de mar patrimonial chileno a Perú. Los peruanos festejaron y, entre ellos, Exalmar –con Piñera como segundo mayor accionista- celebraba una nueva zona pesquera explotable.

La Fiscalía Metropolitana Oriente, a través del fiscal a cargo del caso Manuel Guerra, ha solicitado a la empresa Bancard la entrega voluntaria del intercambio de correos electrónicos entre Nicolás Noguera, su gerente, y Sebastián Piñera Morel, hijo del exgobernante y miembro del directorio de la empresa.

Hoy día, y tras una querella presentada por el diputado comunista Hugo Gutiérrez en noviembre pasado por uso de información privilegiada y negociación incompatible, se dictaminó que ex Jefe de Estado deberá asistir en calidad de imputado para ser interrogado por la justicia chilena.

La complejidad del caso dice relación con lo difícil que sería comprobar los delitos que se le imputan, a menos de que existan pruebas muy contundentes que expliciten que Piñera conoció el fallo de manera anticipada y que, asimismo, hubiese conocido el destino de las  inversiones de Bancard.

La carpeta investigativa levantaba su secreto ayer jueves 23 de febrero, sin embargo, Matías Ramírez, abogado querellante, en conversación con Diario y Radio Universidad de Chile, señaló que el Ministerio Público les facilitará los documentos el lunes a las 9 de la mañana. Será en ese contexto en el que la parte querellante podrá constatar el real aporte de las colaboraciones que Bancard ha entregado a la fiscalía. “Nosotros creemos que para buscar culpabilidades es indispensable el tema de los correos electrónicos. Saber si su hijo o los controladores de Bancard mantenían comunicaciones fluidas con el expresidente respecto de las inversiones o saber si, por su parte, Piñera enviaba información a los controladores de Bancard o sus cercanos dada su calidad de Presidente. Esa es una parte esencial y por eso se ha insistido tanto con el tema de los correos”.

Sobre las aspiraciones de la querella, Ramírez no se pierde: “La querella busca acreditar el uso de información privilegiada por parte del expresidente Sebastián Piñera, particularmente en este negocio con la empresa pesquera Exalmar y acreditar que él tenía pleno conocimiento, no sólo de la inversiones de sus empresas en el extranjero, sino de que además él hacía uso de información que tenía en su calidad de Presidente de la República para guiar esas inversiones personales”.

Las penas asociadas a los delitos de uso de información privilegiada y negociación incompatible van desde los 61 hasta los 541 días de presidio.

Vía Radio Universidad de Chile