La Corte Internacional de Justicia de La Haya desestimó durante este lunes cada uno de los argumentos presentados por Bolivia, concluyendo que Chile no tiene obligación de negociar una salida al mar con el país altiplánico.

Por el contundente número de 12 votos contra 3 el tribunal internacional acogió los argumentos presentados por Chile y desechando los argumentos bolivianos que indicaban que nuestro país tendría obligación de negociar una salida al mar.

Se trata del escenario más favorable para Chile que se había proyectado antes del fallo, por cuanto no deja margen a Bolivia para reivindicar que la Corte acogiera algunos de sus puntos.

Publicidad

Un fallo que generó reacciones de alegría en el país, incluyendo la ciudad de Antofagasta, donde centenares de personas se reunieron en el sector del muelle histórico entonando el himno nacional.

Por su parte en Bolivia el gobierno de ese país mantuvo inicialmente silencio.

NO HAY OBLIGACIÓN DE NEGOCIAR

En uno de los puntos a favor de Chile, la CIJ desacreditó que en 1920 haya habido un acuerdo o una promesa cierta de acceso soberano al mar para Bolivia. Según la Corte, fueron acercamientos políticos, que no indicaron que Chile haya aceptado negociar el mar, asegura el tribunal.

En tanto, el segundo argumento esgrimido por los altiplánicos, que sostenía que en 1950 Chile se había comprometido a una entrega soberana para Bolivia, también fue descartado, como también el acuerdo de Charaña entre los dictadores Augusto Pinochet y Hugo Banzer.

Lo mismo en relación a la agenda de 13 puntos suscrita el 2007. La Corte indicó que no establece una obligación para Chile.