Con mucho esfuerzo de los funcionarios en todos los estamentos, por la extensión horaria y el trabajar los fines de semana, podemos calificar de positivo el balance de la gestión realizada para reducir la lista de espera quirúrgica no Ges, que en la región de Antofagasta supera los 975 pacientes, lo que representa un 45, 6 %”.

Héctor Andrade Calderón, director del Servicio de Salud de Antofagasta, agregó que “el trabajo se centra en los Hospitales de Calama y Antofagasta. Nuestra meta son 2.136 pacientes. De acuerdo a lo planificado, vamos a cumplir el 100 por ciento de la meta planteada”.

REDUCIR LISTA ESPERA

Publicidad

Comentó que lo anterior forma parte de la estrategia de resolución implementada por el Ministerio de Salud a casi 4 meses de asumido el Gobierno y que tiene, como uno de sus objetivos, resolver un 25% de la lista de espera existente al 31 de diciembre de 2017, dando respuesta a la necesidad de miles de personas que llevan mucho tiempo esperando por una solución de salud.

A nivel nacional a la fecha se han concretado más de 43.461 egresos, lo que corresponde a un 15,2% del total de la lista de espera no Ges que a diciembre alcanzaba las 285.625 personas. De los egresos registrados, un 65,3% corresponde a cirugías efectivas, es decir 28.381 operaciones.

En el caso de la Región de Antofagasta, de 2.136 pacientes en lista de espera al 31 de diciembre de 2017, 975 ya fueron intervenidos, superando el 45,6 por ciento. Con el esfuerzo de todos, operando los fines de semana en el Hospital Regional “Leonardo Guzmán” y por la extensión horaria vamos a lograr el 100 por ciento”.

Clave es el impacto de las cirugías realizadas durante los fines de semana, ya que los indicadores muestran que entre marzo y junio de 2018 hay un crecimiento importante en el número de operaciones realizadas respecto del mismo período de 2017, llegando en mayo a un incremento de 134% y en junio a un aumento de un 152%.

La estrategia puso el foco en la reducción de lista de espera quirúrgica, con criterios claramente definidos, incentivando también la cirugía ambulatoria y utilizando la capacidad ociosa de los pabellones. La reducción de lista de espera quirúrgica no Ges no ha afectado la resolución de la lista de espera Ges, pues en ésta se evidencia una tendencia a la baja.

Estamos demostrando que siendo más eficientes, optimizando los recursos físicos, humanos y financieros, y poniendo el foco en la reducción de lista de espera quirúrgica no Ges con procesos clínicos y administrativos bien diseñados e implementados, podemos avanzar hacia una atención de salud de calidad y oportuna, en beneficio de nuestros pacientes”, concluyó Andrade Calderón.