Un carabinero de civil junto a su hijo lograron atrapar a una banda delictual de Antofagasta, conocida por utilizar la técnica del “pinchazo” en los autos, que había robado cerca de 21 millones de pesos.

La víctima recogió el dinero desde un banco del centro de la ciudad. Ya al momento de conducir, siente su rueda pinchada y se estaciona en el servicentro de la calle Rendic con Montevideo para normalizar el percance, cuando advirtió que se encontraba siendo observado por al menos 7 personas, una de las cuales en conjunto a otro de los delincuentes ofrecieron ayuda al chofer y en un momento de descuido del conductor, uno de ellos sustrajo desde el vehículo el bolso con el dinero.

Sin embargo, los delincuentes no consideraron que en el lugar se encontraba un Carabinero fuera de sus horas de servicio, acompañado de su hijo, cargando combustible.  El Cabo 2° de la Subcomisaría de Antofagasta Francisco Javier Gallardo García, de 26 años con 4 años de servicio, quién tras ver el asalto salió en persecución del antisocial conocido como “El Pompi”, logró la detención del asaltante a sólo tres cuadras lugar, cerca del Barrio Estación, recuperando el total del dinero robado. Por consiguiente la 3a Comisaría de Carabineros de Antofagasta se encargaron de adoptar el procedimiento.

Publicidad

El imputado que pasó a control de detención identificado como M.A.R.C., de 36 años, chileno, cuyo registro es de 30 detenciones y 18 condenas por diferentes delitos.

El Mayor Juan Pablo Montenegro, Jefe Operativo de la Tercera Comisaría de Antofagasta, informó a la comunidad el cuidado que se debe tener al momento de sacar grandes sumas de dinero de los bancos, “Es muy recomendable por parte de Carabineros en estas fechas, que toda persona que logra sacar grandes sumas de dinero, llamar a Carabineros, para que se acuda y cuando ingrese su vehículo verificar cómo está su vehículo y verificar si alguna persona lo sigue, porque uno debe tener sus resguardos propios. Así se logró la detención de estos sujetos, que gracias al Carabinero con su familia, en calidad de franco, logró la detención de este peligroso sujeto“.

El mayor Montenegro puntualizó también que ante cualquier caso de seguimiento u observación continua, no dude en llamar al nivel 133 fono de emergencias policiales.