Muchos problemas causó la decisión de cerrar el torneo como está, sin ascensos y sin descensos.

Y es que Santiago Wanderers, estaba a un par de fechas de coronarse campeón de la Primera B y volver a ser parte de la primera división del fútbol nacional, por lo que no estaban de acuerdo con mantenerse otro año en primera B, siendo que estaban a punto de ser campeones y lograr le ascenso.

Es por esto que el Consejo de Presidentes, se reunió durante la semana, con la intención de revertir la decisión tomada días antes.

Publicidad

En estas reuniones del consejo, se llegó a la conclusión de que Santiago Wanderers debe ser el campeón de Primera B por méritos deportivos. Junto a esto, se les otorga el ascenso directo a la primera división del fútbol chileno.

El otro beneficiado de esta resolución es San Marcos de Arica, que fue proclamado como campeón de segunda división y ascenderá a la Primera B.