Industrias que provocan desastre ambiental en Mejillones siguen en la impunidad

Finalmente la ciencia dio la razón a los habitantes de Mejillones, quienes acusaban desde hace años que la ciudad sufre los efectos de la contaminación producto de las industrias emplazadas a sólo metros de la zona urbana, afectando a una comuna con gran potencial turístico.
  • Según especialistas del CREA, Plomo, Cadmio y Mercurio son sólo algunos de los contaminantes presentes en la bahía, con cifras que se acrecientan en la zona de las termoeléctricas, donde superan ampliamente los límites establecidos como riesgosos pasa la salud.
  • Autoridad de salud de Antofagasta evitó responsabilizar a las empresas involucradas y por el contrario, amenazó con fiscalizar los productos que venden los pescadores de Mejillones, situación que podría terminar en una intensificación de las protestas.

El Centro Regional de Estudios y Educación Ambiental (CREA) de la Universidad de Antofagasta, entregó a la opinión pública los esperados resultados del estudio de contaminación en la bahía de Mejillones, donde se analizó la presencia de metales pesados e hidrocarburos en la playa de la comuna, con su consiguiente riesgo para los habitantes y especies marinas de la zona.

La investigación estuvo a cargo de un equipo de científicos liderado por el reconocido investigador y Doctor en Biología, Carlos Guerra, quienes recogieron muestras en la bahía de la comuna, encontrando preocupantes resultados que demuestran el grave daño que generan las industrias emplazadas en la zona, entre ellas dos centrales termoeléctricas a carbón.

Los resultados del análisis confirmaron las denuncias de los pescadores y el movimiento “Fuerza Mejillones”, que ha realizado manifestaciones contra la contaminación en la ciudad, pues los especialistas encontraron material particulado y metales pesados, cuyos niveles, que superan ampliamente la normativa en Chile, se acrecentaban en las zonas de muestreo cercanas a las industrias.

Publicidad

Plomo, Cadmio, Mercurio y Arsénico son algunos de los metales encontrados en concentraciones superiores a los límites indicados, siendo además la mayor preocupación para los pescadores de Mejillones, el hecho de que también se encontraron restos de estos elementos en la fauna marina de la zona, situación que podría afectar gravemente la pesca en la zona.

Las concentraciones de Plomo se intensifican claramente en la estación cercana a Edelnor.

Son las industrias

A la luz de los resultados, quedó de manifiesto que los niveles de contaminación aumentan drásticamente en el sector donde se encuentran emplazadas las industrias.

Un ejemplo de ello es el Plomo, cuya cocentración en la estación 1, más lejana a la zona industrial, es de 8,31 partes por millón, cifra alarmante pero que resulta baja ante la  cifra de 47,2 partes por millón de la estación 6, justo frente a la generadora eléctrica Edelnor. Situación similar se vive con el Mercurio, cuyas concentraciones ascienden a 1.465 partes por millón en la zona aledaña a las centrales termoeléctricas.

Nula fiscalización

No obstante lo evidente de las cifras, la situación que genera mayor preocupación entre los pescadores de la zona es la reacción de las autoridades de gobierno, quienes ya comienzan a dar señales de enfocar su atención al decomiso de los productos del mar afectando a los pescadores, pero manteniendo en la más completa impunidad a las industrias emplazadas en la zona.

De hecho la Seremi de Salud, Dra. Karen Rojo, bajó el perfil al estudio del CREA e indicó a un diario local que según sus antecedentes, no existiría contaminación en Mejillones, pero se intensificarán “las fiscalizaciones a los recintos de comercialización de productos del mar“, postura de defensa a las industrias contaminantes que ya le ha generado críticas en la oposición, debido a que con anterioridad, luego del derrame de petróleo del barco de bandera panameña “Puma” en las Costas de Antofagasta, las autoridad también dirigió sus dardos contra los pescadores artesanales, a quienes acusó como responsables, permitiendo que la nave sindicada como responsable zarpara de Antofagasta sin sanciones.

Al respecto, el alcalde de Mejillones, Marcelino Carvajal, presentó un recurso de protección ante la Corte de Apelaciones de Antofagasta, para que sean los tribunales quienes determinen responsabilidades, además de hacer llegar un oficio con los resultados del estudio a las autoridades regionales, encabezadas por el Intendente Pablo Toloza (UDI), con el fin de que tomen las medidas necesarias para que las empresas involucradas detengan la contaminación y de este modo se consagre el derecho de los habitantes de Mejillones de vivir en un medio ambiente libre de contaminación.

Sin embargo, a esta hora y como lo hacen desde hace años, las industrias de Mejillones siguen derramando su tóxica carga al medioambiente, afectando a familias completas y quitando su fuente de trabajo a pescadores, sin que ninguna autoridad responsable aplique las sanciones que corresponden.

Revise los resultados completos del estudio

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here