Organizaciones de la sociedad civil celebran el fin de la Ley Hinzpeter

Amnistía Internacional, Greenpeace, Acción AG y Asesoría Ciudadana celebran el rechazo de la “Ley Hinzpeter” por parte de la Cámara de Diputados, lo que pone fin definitivo a su tramitación. En la región, solo el diputado por Calama, Felipe Ward (UDI), votó a favor de la iniciativa.

“La libertad de expresión ha triunfado. Hemos trabajado por más de un año con otras organizaciones para alzar la voz e impedir que se criminalice la protesta social”, señala Ana Piquer, Directora Ejecutiva de Amnistía Internacional- Chile.

Las organizaciones en conjunto recolectaron más de 20.000 firmas que fueron entregadas a la Cámara de Diputados en agosto de 2013. “Miles de personas dijeron no a la Ley Hinzpeter y sí al derecho a la reunión y la libertad de expresión”, menciona Ana Piquer.

El largo periodo de trabajo que buscó reunir firmas en apoyo a la Campaña “No Ley Hinzpeter estuvo marcado por diversas actividades callejeras, asistencia a reuniones legislativas, activismo online, etc. Todas estas instancias movilizaron a la ciudadanía a tomar fuerza para resistirse ante esta ley que ponía en jaque la libertad de expresión y de reunión.

Publicidad

Matías Asún, Director Nacional de Greenpeace también se muestra satisfecho por la votación en la Cámara de Diputados “EL fin de la Ley Hinzpeter es claramente  un triunfo de las y los ciudadanos y ciudadanas, y felicitamos al congreso que esta vez escuchó y actuó en coherencia. La modernización legal de nuestro sistema de justicia no puede hacerse a costa de la libertad de expresión ni del derecho a la acción pacífica en denuncia en un marco de democracia y respeto”.

Por su parte, Miguel Santibáñez, Presidente de Acción AG manifiesta, “estamos felices de que se ponga fin a esta ley, pues la ciudadanía ha expresando de muchas maneras su aspiración a una democracia profunda inspirada en el respeto de los derechos y los bienes públicos”.

Por último, Nicolás Facuse, Coordinador General del programa Asesoría Ciudadana, del Instituto Igualdad señala que “es una gran alegría terminar con la Ley Hinzpeter, pues éste es uno de los proyectos más dañinos para la democracia y las libertades públicas que hayamos visto en los últimos años”.