Piñera pide perdón por los abusos de su gobierno y anuncia educación gratuita

Anuncio provocó espontáneas celebraciones de estudiantes y carabineros en diferentes puntos del país. Gobierno anunció que como forma de sumarse a la celebración creó el “día de la educación” y el feriado se extenderá hasta el 31 de diciembre.

Mediante una sorpresiva cadena nacional realizada la tarde de este miércoles, el Presidente de la República, Sebastián Piñera, realizó una autocrítica a su gobierno y anunció que realizará los cambios necesarios para que el dinero que actualmente entrega el estado a los bancos, llegue directamente a las universidades y colegios para financiar la educación gratuita.

Es propio de los grandes líderes reconocer los errores. En ese ámbito quiero ser muy claro, transparente, leal y sincero. Nos hemos equivocado. No hemos estado a la altura de lo que Chile esperaba de nosotros. No hemos escuchado a los jóvenes ni entregado respuestas. Pero un líder de verdad está abierto de corazón a remediarlo y por eso, en lugar de excusar nuestros propios fracasos culpando a gobiernos anteriores,  quiero decir en este día tan importante, que todo el petitorio de la Confech, será cumplido a cabalidad y sin condiciones“, señaló el Presidente entre aplausos de los asistentes al Palacio de La Moneda, donde destacó la presencia de Camila Vallejo.

La medida provocó espontáneas reacciones de alegría en diversos puntos del país, donde jóvenes de todas las edades junto a sus padres salieron a las calles transformándolas en un carnaval, declarándose además el 28 de diciembre como feriado oficial, bajo el nombre del “Día de la educación”. El gobierno anunció además que en una muestra de unidad nacional, por este año serán feriados los días 29, 30 y 31 de diciembre, “celebrando las predicciones de los aztecas”, dijo el Presidente.

Publicidad

Antofagasta celebra

“Un líder de verdad es aquel que deja de lado sus dogmas y escucha a la ciudadanía. Yo no voté por Piñera pero ahora lo respaldo tremendamente,  por haber sido el único capaz de resolver un problema que no requería de inventar de nuevo la rueda, sino que simplemente poner un poco de voluntad”, señaló el Presidente de la Federación de Estudiantes de la UCN, Pablo Iriarte, quien se fusionó en un efusivo abrazo con efectivos de carabineros.

Por su parte personal policial realizó un positivo balance de la celebración de los estudiantes y familias en la capital regional, sumándose a ella en señal de respaldo.

“Así como el presidente reconoce sus errores, nosotros también lo haremos. De corazón y con mucha humildad, pedimos perdón por los abusos y los golpes contra los estudiantes en las tomas y marchas. Nuestro deber es proteger a la ciudadanía de los delincuentes, en lugar de ayudar a los asaltos y robos porque perdemos el tiempo y gastamos recursos  reprimiendo a las personas que expresan sus puntos de vista, opiniones que además compartimos y respaldamos, ya que nosotros también tenemos hijos que estudian”, señaló el Capitán Fernando Zamorano.

También se sumó a las celebraciones el destituído Subteniente Escuderos, quien inició una nueva etapa de su vida, ingresando a la universidad y revelando que su sueño ahora es ser dirigente estudiantil.

“Después de quedar cesante por pegarle palos y patadas a los estudiantes, me dí cuenta que en lugar de defender las injusticias, me interesa cambiarlas”, dijo.

En la celebración también estuvieron presentes autoridades del Gobierno Regional, que anunciaron además la construcción inmediata del Hospital Regional de Antofagasta, que no se realizará mediante concesión, sino que vía recursos directos.

La plata y la intención de construir siempre estuvo, lo que sucede es que nosotros queríamos mantenerlo en reserva para entregar una bonita sorpresa a los habitantes de nuestra ciudad“, dijo el Intendente Álvaro Fernández, en medio de guiños cómplices de la alcaldesa Marcela Hernando y el reintegrado seremi de salud, Marcos Madrigal.

Si leyó más de dos párrafos de esta nota y siguió creyendo su veracidad, reciba nuestras felicitaciones, es usted un verdadero inocente. Cuidado con los precios en los supermercados y los seguros amarrados en sus cuentas.