Día mundial sin autos

El Día Mundial Sin Auto es una invitación a mirar el futuro cercano. En los últimos años hemos sido parte de la revolución que ha significado Uber en la manera que usamos el automóvil, donde después de apretar un botón en el teléfono, alguien (como nosotros) nos recoge en un auto (que podría ser el nuestro) y nos traslada de un punto a otro, sin tener que preocuparnos del estacionamiento, combustible, mantención, robo del vehículo, patente, etc. Las estadísticas dicen que los autos particulares pasan el 90% de su vida estacionados, lo que los transforma en el verdadero colesterol de las ciudades.

En Antofagasta y Calama ya sufrimos por la saturación de vehículos estacionados, ocupando vías de circulación, arriba de las veredas o bloqueando paraderos, mientras que nos quejamos por los tacos y el aumento de los tiempos de viaje. Eso mientras en este mismo momento están circulando en EEUU, Japón y Europa prototipos de autos eléctricos piloteados por computador que no chocan, obedecen las leyes del tránsito y no contaminan.

El Día Mundial Sin Auto es una invitación a mirar el futuro cercano. Un futuro a 20 años donde ya no habrá autos particulares… y viviremos mejor. Para allá vamos.

Publicidad

Sacha Razmilic Burgos