Funcionarios acusan maltratos y agresiones de la Seremi de Gobierno de Antofagasta

Llantos de funcionarias en los pasillos, gritos y tironeos en la Intendencia, serían la tónica de la gestión de la Seremi de Gobierno de la Región de Antofagasta. Contraloría ya investiga una de las denuncias, a la vez que existe una larga lista de funcionarios y ex funcionarios afectados que aún no se atreven a denunciar, pero que entregaron su testimonio bajo reserva de identidad a este medio.

20150728_131600-1-e1438192313807-660x413

Un verdadero terremoto político provocó este domingo en Antofagasta la investigación que está realizando la Contraloría General de la República en contra de la Seremi de Gobierno de la región, Stefania Carvajal Tabilo, quien fue acusada de agredir a una funcionaria.

La afectada, de iniciales C.V.R, informó a Contraloría que sufriría un constante acoso laboral, con sobrecarga de tareas y asignación de obligaciones imposibles de cumplir.

Publicidad

Una situación que tuvo su punto más álgido durante la inauguración del Cesfam Dortora María Cristina Rojas, en el sector norte de la ciudad, actividad a la cual asistió la presidenta Michelle Bachelet.

En la ocasión, Carvajal le habría encomendado a C.V.R. la obtención de copias de la lista de asistentes autorizados, pero debido a la demora en la entrega por razones técnicas ajenas a la funcionaria, se habría desatado la furia de la Seremi.

La Seremi de Gobierno sube (de piso) y de mala manera me indica que ella estaba solicitando mi presencial con el material al instante, ante lo cual le explico las razones de la demora”, relata la funcionaria.

Me señala que me está dando una orden que debo obedecer, tironeando mi brazo derecho. Frente a ello le pido que me suelte y le manifiesto que esa no es manera de tratar a sus funcionarios, pero continúa con la misma acción, señalándome además que me calle. Finalmente me suelta y con un chasquido de dedos y aplausos, me obliga a callar y a bajar de inmediato en silencio, ante la mirada de quienes presenciaron dicho episodio”, asegura.

SITUACIÓN REITERADA Y PERSISTENTE

C.V.R acusa además en su misiva que este tipo de situaciones serían reiterativas y también afectarían a otros funcionarios de la repartición pública.

En este sentido, El Diario de Antofagasta se contactó con diversos ex funcionarios y funcionarias que han estado bajo las órdenes de Stefanía Carvajal Tabilo, quienes accedieron a entregar sus testimonios a este medio pidiendo reserva de sus identidades por temor a posibles represalias.

Entre estos funcionarios y ex funcionarios existe consenso respecto a que las humillaciones y malos tratos formarían parte de la conducta recurrente de la autoridad y que se mantiene en el tiempo, llevando incluso a más de alguno a renunciar a sus cargos por volverse insostenible para ellos continuar trabajando con Carvajal.

Se trata de hechos que no solamente se registran en el actual periodo donde Carvajal ostenta el cargo de Seremi de Gobierno, sino que vendrían de mucho antes, cuando se desempeñaba como Jefa de Comunicaciones en la Empresa Portuaria de Antofagasta (EPA), entonces dirigida por su “padrino” político, el ex DC y posterior Intendente de Sebastián Piñera, Waldo Mora.

Una periodista que trabajó con Carvajal en aquella época, recuerda muy bien como era su estilo confrontacional y trato poco humano con los que ella consideraba subalternos, aunque no lo fueran contractualmente.

Me exigía hacer cosas para las cuales ella sabía que no disponíamos de las herramientas necesarias y entonces en una ocasión al no entregarse lo que ella esperaba se enojó mucho y me dijo que era una pésima profesional. En general siempre fue muy desagradable, sin ninguna empatía“, cuenta.

Sin embargo los episodios más dramáticos se registrarían en la Intendencia Regional, ejerciendo como Seremi de Gobierno. Allí, profesionales de dilatada y destacada trayectoria han debido cesar en sus cargos o bien pedir traslados de repartición, para no continuar bajo las órdenes de Carvajal, como es el caso de una profesional que solicitó realizar sus funciones en el Consejo Regional en lugar de la Seremi de Gobierno.

Tiene un trato terrible. Si no fuera porque necesitaba el trabajo realmente no seguía“, cuenta a su vez otra periodista que trabajó con Stefanía Carvajal.

Lo peor vino en una ocasión en la que una actividad de gobierno no tuvo la cantidad de asistentes que se habían planteado. Me preguntó frente otras personas si yo era tonta o me hacía. Me quedé callada, impactada y asustada y entonces me tironeó el brazo…¡di algo! me gritó. Terminé llorando, nunca me sentí más pasada a llevar“, relata una funcionaria de la Seremi de Gobierno.

Esta situación de funcionarios que terminan con lágrimas en los pasillos no sería la única, puesto que ya prácticamente es un secreto a voces entre quienes trabajan en la Seremi de Gobierno, el que se haya visto a más de alguna persona llorando tras ser víctima de la furia de Carvajal. También se comenta el supuesto despido de uno de los choferes de la repartición pública por no abrir la puerta de la autoridad.

No obstante,  hasta ahora nadie salvo C.V.R se había atrevido a presentar un reclamo formal ante la Contraloría para que se adopten las medidas que correspondan en términos administrativos, aunque también civiles por daño moral en contra de los funcionarios.

Luego de esta denuncia, el contralor regional de Antofagasta, Víctor Henríquez González, ordenó a la Seremi de Gobierno entregar una explicación por los supuestos hechos dentro de un plazo de 10 días. Se estipula incluso la intervención de la asesoría jurídica de la repartición, de considerarse necesario.

1.0 1.1 1.2 copia