Casos confirmados de coronavirus en la minería de la región de Antofagasta superan los 800

Intendente de Antofagasta afirmó que el gobierno está en conversaciones con las empresas mineras, apuntando a que en lugar de evitar el flujo de personas de otras regiones, se buscaría "restringir la circulación de personas" que llegan y se trasladan a las distintas faenas.

A un total de 810 llegan los casos de coronavirus confirmados en faenas mineras de la región de Antofagasta, según confirmó este lunes el Intendente Edgar Blanco.

La autoridad de Gobierno, indicó que la faena minera que registra más casos la división Chuquicamata de Codelco, empresa que ya informó la suspensión de proyectos y trabajo exclusivamente con personal de Calama, para reducir la movilidad y aglomeraciones en Aeropuertos.

Una situación que ha puesto además el foco en lo que acontece con las otras mineras en la región, las cuales se mantienen operativas con alto flujo de trabajadores desde las ciudades de la región y también desde fuera de ella, con aglomeraciones de personas en aeropuertos. Todo ello sucede incluso en cuarentena, por cuanto las autoridades han aplicado esta medida solo al radio urbano de las ciudades, no incorporando aeropuertos ni yacimientos mineros.

Publicidad

Al respecto, el Intendente de Antofagasta, Edgar Blanco, no se refirió a medidas definitivas que permitan reducir el riesgo de contagios, afirmando que “estamos en conversaciones con todas las empresas que tengan personal que viajen desde los distintos lugares del país hacia las faenas, lo importante es que podamos restringir la circulación de personas

En este sentido, indicó que en lugar de evitar el flujo de personas provenientes de otras regiones, se apuntaría a restringir la movilización de personas que llegan, manteniéndolas en sus hoteles.

Asimismo afirmó que “es mucho mas probable que alguien que esté en Calama salga con la enfermedad, a que alguien de afuera traiga la enfermedad a Calama“.

La región de Antofagasta ha registrado un explosivo aumento de casos en las últimas semanas, especialmente en Calama, lo que obligó a que se volviera a aplicar cuarentena en Antofagasta y Mejillones, además de la ciudad de Tocopilla, debido a la alta ocupación de camas críticas.