Antofagasta: Luego de 15 años se hace justicia en el emblemático crimen de Aliro Álvarez

Tercer Juzgado Civil de Antofagasta condenó a 20 años de cárcel al autor del homicidio y además deberá pagar 100 millones de pesos a la familia como indemnización por daño moral. Se trata de uno de los crímenes más emblemáticos de Antofagasta que por años se mantuvo sin resolver.

Aliro AlvarezEl Tercer Juzgado Civil de Antofagasta condenó- a Israel Gilberto Alvarez Tapia a la pena de 20 años de presidio como autor del delito de homicidio calificado del joven empresario de 31 años Aliro Alberto Alvarez Armijo, cometido el 13 de julio de 2001.

El fallo (42.947-R), redactado por la juez Olaya Gahona Flores acoge la demanda civil interpuesta por Leonor Armijo Aguilera, madre de la víctima, en cuanto a que el querellado deberá pagar la suma de $100.000.000 (cien millones de pesos) por concepto de daño moral.

En la sentencia se establece que “el día 13 de julio de 2001, alrededor de las 22 horas, se produjo la desaparición de Aliro Alberto Álvarez Armijo. Que, luego de la desaparición, el día 14 de diciembre de 2005, fue encontrado el cadáver de la víctima en una quebrada en el sector Roja Roca de esta ciudad y, que al ser examinado en el Instituto Médico Legal  se estableció que correspondía a los restos de Aliro Álvarez Armijo. Que la última persona que estuvo con la víctima, la noche de su desaparición, fue el único procesado en esta causa, Israel Gilberto Álvarez Tapia, no obstante, quien ha negado constantemente la autoría del hecho de su muerte”.

Publicidad

El fallo continúa señalando que “Israel Álvarez Tapia mantenía, a la fecha de desaparición de la víctima, una deuda de más de 20 millones con éste, 17 de ellos documentados con cheques girados en favor del occiso, y respecto de varios de los cuales Álvarez Tapia dio orden de no pago en los días subsiguientes de haber desaparecido Álvarez Armijo”.

Captura de pantalla 2017-01-13 a las 12.31.42
Israel Álvarez era uno de los socios de la víctima (Captura Antofagasta TV)

Se agrega que “la muerte de la víctima se produjo, según se ha establecido con los peritajes médico legales y otros, al haber recibido dos disparos balísticos en la parte posterior de su cráneo. Que el cuerpo de la víctima fue enterrado en el inmueble de propiedad de (Israel)Álvarez Tapia, ubicado en esta ciudad, calle Valdivia N°5684, y posteriormente trasladado al lugar de su hallazgo en el sector Roca Roja”.

El cuerpo de Aliro Álvarez fue encontrado por un recolector de chatarra cuatro años después del homicidio en el sector de Roca Roja, con dos heridas de bala en la cabeza.

El caso se mantuvo durante años como un enigma policial sin resolver, alcanzando alta connotación social y no fueron pocos quienes lo compararon con el crimen de Jorge Matute Johns, existiendo múltiples versiones y teorías respecto a lo sucedido tras su desaparición en pleno centro de Antofagasta, a la vez que Israel Álvarez estuvo considerado desde un comienzo como sospechoso dado que a las pocas semanas del crimen salió ilegalmente del país.