CortometrajeEl cortometraje “Vuelo de Voz” de la profesora del Liceo B-13 “Domingo Herrera Rivera” Alejandra Méndez, fue seleccionado entre los diez finalistas del concurso de inclusión “Todos Somos Diferentes 2017”, organizado por el Centro Artístico Cultural Retornable, siendo presentado por Minera Escondida.

Cerca de 40 trabajos audiovisuales provenientes de diversos países como España o Francia participaron de la tercera versión de esta instancia, que tiene como objetivo promover la igualdad de oportunidades, la inclusión social, la participación y accesibilidad de las personas con capacidades diferentes.

El cortometraje “Vuelo de Voz”, desarrollado al alero del club de cine del establecimiento, muestra la historia de tres estudiantes sordas de la unidad educativa, se trata de Valentina, Krishna y Nayely quienes a través del lenguaje de señas comentan cómo ha sido el proceso de integración que han enfrentado en el liceo y la relación de amistad que une a dos de ellas hace 13 años.

Publicidad

El trabajo audiovisual se adentra además en la figura de Valentina y cómo ella junto a su pareja han superado las dificultades que involucra el encontrarse en situación de discapacidad, de hecho su novio presenta hipoacusia por lo que ambos han salido adelante gracias a su amor y a la gran resiliencia que poseen.

La directora del Liceo “Domingo Herrera Rivera”, Raquel Cea, sostuvo que “tenemos varios alumnos con problemas auditivos en nuestro establecimiento, por lo que nosotros buscamos la forma de facilitar el proceso de enseñanza y aprendizaje a través de varios proyectos. En esta materia, la profesora Alejandra Méndez, se ha destacado por impulsar iniciativas que incorporan a estudiantes con necesidades educativas especiales y de esta forma además estamos concientizando a la comunidad sobre la importancia de la inclusión”.

En este sentido, los compañeros de curso de estas tres estudiantes han participado de talleres de lenguaje de señas como una forma de adquirir más y mejores herramientas para comunicarse con ellas.

Precisemos que en las 37 escuelas y en los 13 liceos dependientes de CMDS (Corporación Municipal de Desarrollo Social Antofagasta), el Programa de Integración Escolar, PIE, atiende a 39 estudiantes con sordera o hipoacusia quienes cuentan con monitores al interior de las aulas para poder estudiar las diversas asignaturas y además el PIE posee un audiómetro, instrumento que se utiliza para medir la agudeza auditiva de los estudiantes, además de equipos profesionales multidisciplinarios que atienden permanentemente a los escolares que poseen necesidades educativas especiales.