Antofagasta: Doctora acusada de negligencia rechaza cargos y anuncia acciones legales

Profesional afirma que no fue ella quien trató a la menor afectada y que aún así se le sigue acusando, por lo que no descarta acciones legales contra la denunciante y también en contra de un concejal de la comuna, a quien acusa de persecución en su contra.

1087_portadav2

El pasado lunes, Diario Antofagasta dio a conocer la denuncia de Angélica Cabello junto a su hija de 1 año y 3 meses de edad, contra el servicio de urgencias de la Clínica Portada de Antofagasta, en la cual se acusó negligencia por parte del personal de turno, puntualmente la médico, Natacha Vaccaro.

Un caso que tuvo amplias repercusiones e impacto en la ciudad y que ahora podría tener un importante vuelco. Ello, porque la profesional aludida conversó con nuestro medio, indicando que no fue ella quien evaluó  a la menor sino que su colega de turno, quien se habría retirado sin dejar firmada la ficha para el retiro de la paciente.

Publicidad

Asimismo asegura que la parte denunciante lo sabe y aún así persiste en enlodar su nombre, por lo que no descarta acciones legales contra la denunciante y también en contra de un concejal de la comuna, a quien acusa de persecución en su contra a raíz de que fue ella quien lo denunció por supuestas presiones para que se le aprobara el examen médico necesario para obtener una licencia de conducir a uno de sus familiares.

“Los hechos fueron así -comienza relatando Vaccaro- el martes 3 de julio entré a turno, que corresponde de las 14 a las 21 horas. Cuando llegué, la doctora me entrega paciente por paciente, entre los cuales me informó de esta niña y me dijo que ya estaba con alta, que estaba todo listo, que la niña no tenía nada, (…) yo empecé a ver mis pacientes, en eso la señora Angélica sale y me dice que le faltaba el informe de radiología para poder irse. Justo en ese periodo de tiempo hay relevo de personal, así que le dije a la paramédico que venía entrando “por favor, imprímeme el informe de la señora porque está enojada”. Ella me dice que la doctora Maldonado no dejó firmada la ficha, y no tuve ningún problema, yo lo puedo firmar. Eso sí, la señora Angélica estaba todavía parada en la cortina que separa el box del pasillo. Firmé la ficha, se imprimió el folio y se le dio el alta. Pero en ningún momento yo entré al box, ni tuve contacto con el niño, no sabía si era varón o mujer, si se cayó, se tropezó, nunca supe qué pasó porque era un paciente que ya no me competía, porque lo habían dado de alta, y la señora salió sin ningún problema”.

A raíz de esto, ambas profesionales reciben por correo electrónico de su Jefe de Servicio de Urgencias, el reclamo de Cabello por los dolores de su hija luego de varios días de haber dado el alta sin daños y la solicitud que hizo de una nueva radiografía, de forma particular a otro centro médico, la cual sí diagnostica la fractura de su antebrazo.

“En ese correo -explica la doctora Natacha Vaccaro- la doctora Andrea Maldonado asume que fue ella quien evalúa a la niña, envía la radiografía con un informe negativo, sin ningún daño óseo, por lo que deja tratamiento (paracetamol). Yo respondo también, que lo único que hice fue firmar el folio en vista de que la doctora al irse, por factor tiempo, no lo dejó firmado, se olvidó, se le pasó. Y en eso quedó todo, a mí nunca más se me informó nada, hasta que saltó esto en el periódico donde ella afirma que quien examina, envía la radiografía, diagnostica y deja tratamiento fui yo, ¿cómo ella puede inculparme a mí si en su reclamo a la clínica va dirigido a la doctora?, ¿cómo ella puede atacar y responsabilizar a una persona, con toda la repercusión moral que eso implica, sabiendo que en su primer reclamo ella a mí no me nombra?, porque ella sabe perfectamente que lo único que hice yo fue hacer el favor de firmar el folio (…) para que se pudiera llevar su ficha”.

DAÑOS

Luego de la publicación lanzada el 23 de julio, Natacha asegura que ha tenido problemas en sus dos áreas laborales; Clínica La Portada y la Ilustre Municipalidad de Antofagasta (IMA). Problemas como “llamadas de colegas, de pacientes y de personas extrañas en la misma municipalidad, que reconocen al momento de ver mi nombre. No he podido dormir, con todo esto mediático tuve que ir a un psiquiatra, para solicitar medicamentos para poder dormir, entré en una crisis depresiva, porque no puedo creer que una persona sea tan poco consecuente con sus actos  y ataque a una persona porque sí, diciendo es que me olvidé”, alega.

Tras los malos tratos que Vaccaro acusa tener después de la denuncia, exige explicaciones y pruebas que demuestren su atención y evaluación hacia la hija de Cabello, resguardada por su marcaje de entrada y salida laboral, tanto en IMA como en Clínica Portada.

“Yo quiero -continúa la doctora Vaccaro” que la señora me explique cómo a ella se le olvida el nombre de la otra doctora, se equivoca, cuando 5 días antes exige indemnización, que se cubran los gastos, que sancionen al médico respectivo. O sea, hasta el 18 de julio ella estaba consciente de quien había sido el médico y 5 días después se olvidó, se confundió. No sé si ella tenga algún interés oculto que no ha dicho en realidad como para hacerme un daño como el que ya me está generando, porque ya no hay reversa, las acusaciones infundadas que la gente me ha hecho, todas las críticas, los ataques. Se repara quizá el que ustedes aclaren el problema, ¿pero el daño? El daño queda”.

Es por esto que por intermedio de su Abogada representante, Andrea Szigethi, exige a la denunciante de manera inmediata la declaración pública, en la que explique la equivocación de nombre de médico, además de no descartar seguir acciones judiciales; una demanda indemnizatoria por daño moral (perjuicios, daños psicológicos, entre otros), por lo sorpresivo de la acusación, situación en la cual, asegura, su clienta nunca estuvo involucrada.

CONCEJAL

La representante de Vaccaro no sólo acusa el daño generado por pacientes y colegas, si no que “tenemos involucrado a un concejal también, el señor (Luis) Aguilera se tomó de esta noticia en su Facebook, lo comparte y hace una mención: “la médico otra vez en otra situación” como si fuera una costumbre de Natacha estar enredada en estos temas, así que también estamos estudiando seguir acciones judiciales contra él, una querella por injurias y calumnias, que pida las disculpas públicas y evaluar una demanda indemnizatoria por daño moral (…) ella tuvo un problema en la municipalidad a raíz de que no le aprobó la licencia de conducir a un familiar, trataron de presionarla y ella se niega, por ahí el concejal se enojó y le tiene como una mira en el ojo y cualquier cosita que pueda hacer Natacha él lo saca a relucir”.