“Caso Quemados”: Uno de los crímenes más violentos de los militares en Dictadura

arton19509No es un secreto que la Dictadura de Augusto Pinochet es uno de los procesos políticos más violentos y sangrientos de la historia de Chile. 

Miles de torturados, muertos y desaparecidos marcan el legado de Pinochet y uno de los crímenes más violentos ocurridos durante su régimen fue el “Caso Quemados”.

La joven Carmen Gloria Quintana y el fotógrafo Rodrigo Rojas De Negri, planeaban participar de dos jornadas de protesta en contra de la Dictadura coordinadas para el 2 y 3 de julio de 1986 por lo que decidieron participar de un barricada en el sector de la población Nogales de Estación Central

Publicidad

El grupo se dirigía junto a los vecinos de la zona al lugar de la manifestación cuando fueron interceptados por una camioneta repleta de militar, los cuales tenían maquillaje de guerra y uniforme de camuflaje.

“A Rodrigo lo patearon en el suelo. A mí me tomaron, me revisaron por todas partes, me pusieron contra la pared. Me preguntaron qué andaba haciendo, les dije que iba a estudiar a la universidad. Me revisaron los documentos y me los quitaron”, declaró la estudiante a la BBC.

carmen-y-de-negri

Militares y su cobarde ataque 

Tras la violenta detención y los golpes, los uniformados les arrojaron gasolina y les prendieron fuego, luego, fueron tapados en mantas y arrojados en las afueras de Santiago, en fonde fueron encontrados por campesinos del lugar y trasladados a la Posta Central.

Rojas de Negri murió cuatros días después por la gravedad de sus heridas, Quintana agonizó casi dos semanas y sobrevivió, ella sufrió la quemadura del 62% de su cuerpo y numerosas perdidas de piezas dentales.

Mentiras a la Justicia Militar 

En julio del 2015, el Ministro, Mario Carroza, dictó siete órdenes de detención en contra de militares involucrados en el cobarde caso.

Uno de los conscriptos que se encontraban en la camioneta militar, Fernando Guzmán, apareció como testigo clave entregó antecedentes para esclarecer el caso y reconoció que en 1986 fue presionada para mentir y entregar una declaración falsa a la Justicia Militar.