Más de 10 días de Huelga legal sostienen los trabajadores de Geoanalítica

Sueldos precarios, malas condiciones de salud y trabajo son lo que motivan la huelga en un momento en donde diferentes sectores salen a manifestar el  descontento con sus trabajos.

Por Sebastián Castro

1081679_10201520637235867_83298635_nCon diez días de huelga legal se encuentran los trabajadores y trabajadoras de “Geoanalitica”, empresa ubicada en sector “La negra” a 22 KM de Antofagasta. Hacia 5 días que los muestreros del “Sindicato de trabajadores Geanalitica Ltda.”, compuesto por alrededor de 120 personas se han tomado las dependencias de la empresa por mejoras salariales y condiciones de trabajo digno, ante esto la empresa perteneciente a la multinacional francesa Bureau Veritas se ha mostrado intransigente frente a sus demandas.

Publicidad

Carpas, ollas quemadas y frio a pesar de un candente sol, esta es la tónica que se vive en la huelga de geoanalitica, los trabajadores suben y bajan hacia Antofagasta haciendo turnos para rotarse entre el polvo y los candados que mantienen tomado el establecimiento; “iremos hasta el final, sin dinero en la mesa no vamos a bajar la huelga” confirman algunos de los huelguistas, los ánimos son positivos, recuerdan ese mismo desplante en las huelgas de los portuarios del “Puerto Angamos” en la ciudad de mejillones hacia algunos meses, en donde su triunfo frente a una de las camadas de empresarios más importantes y contundentes de Chile, como los son los Von Appen dueños de Ultraport, demostro un gran ejemplo de lucha que entregaron los trabajadores del puerto no solo a sus pares, sino a todo los trabajadores de Chile.

Como parte de su primera escuela, este nuevo sindicato con apenas  tres meses de vida y gente de Copiapó, Coquimbo, Valparaíso y La Serena entre otras ciudades, ha logrado dar un ejemplo de tenacidad frente a la adversidad: aislamiento, cerco mediático, frío, hambre y la convicción de luchar por un trabajo digno son los elementos para la fórmula del “todo o nada”; “Aquí no nos dan comida, no nos pagan las nocheras y la empresa ante eso ofrece tan solo $1000 la noche”; Como parte de un antiguo convenio colectivo hecho por la empresa y los trabajadores, es que a este nuevo sindicato se le quiere imponer el convenio de migajas que ofrecen los empleadores dejando al descubierto su nula intención de sentarse a negociar, y no solamente eso, de los días en huelga, al cuarto día se le descontaron diez días de trabajo por lo cual algunos cotizan hasta 6000 pesos este mes; así es como también se juega en “La ley” de los empresarios, lo que lleva a dividir a los trabajadores entre los que “están con la empresa”, recibiendo un aumento de sueldo de hasta $100.000 y los que están sindicalizados los cuales tienen menores sueldos y mayores presiones.

Sus demandas son mínimas y muy similares respecto a la situación nacional, en la cual trabajadores de diferentes sectores han salido a las calles por la precarización de su trabajo y vida: La huelga de correos de Chile, en donde los cuales incluso enfrentando a sus dirigentes han elegido delegados de la base auto convocados para organizar la lucha, los recolectores de Basura en huelga, lucha que se ha convertido en un hito con más de 24.000 parados en todo el País, el paro de actividades votado en el sindicato de trabajadores del proyecto “ALMA” en Atacama y suma y sigue. Las demandas de los trabajadores de Geoanalitica son un aumento de sueldo de $195.000 a $250.000 base, el pago de los turnos nocturnos los cuales no son remunerados bajo ninguna condición, mejoras en las condiciones de trabajo en donde los riesgos de enfermedades producidas por diferentes químicos son importantes y no existen siquiera las condiciones mínimas para poder hacer un trabajo como corresponde así como también un bono de termino de conflicto de $5.000.000.

Uno de los trabajos más precarios gracias al subcontrato, herencia del Pinochetismo y su constitución en Chile, defendida por la derecha y la concertación en más de 20 años de gobierno, hoy “Nueva Mayoría ; El empresariado gana millones e incluso billones a costa de sueldos y trabajos precarios por parte de las “mandantes”, verdaderos puentes entre un trabajo de planta y la subcontratación, ejemplo vivo de abaratamiento de costos; “Todos deberíamos pasar a planta” asegura Rafael Cortés, trabajador de Geoanalitca en toma. La comida que reciben se reduce a un jugo y una galleta, el café para las frías noches corre por cuenta de cada uno de los trabajadores de la faena. Las mujeres trabajadoras (Más del 60% del laboratorio de muestreo) se han encargado de tareas como los fondos de huelga y la recolección de alimentos, elemental para que la huelga no decaída por frío o hambre.

Con turnos de 15 por 15, amenazas telefónicas, filtraciones en las conversaciones en las redes sociales y la intransigencia característica de dueños de empresa en momentos de lucha, los trabajadores no han mostrado síntoma alguno de decaimiento, este nuevo sindicato, parte de una tendencia a nivel nacional de nacimiento de sindicatos nuevos, con perfiles más juveniles y de lucha,  recuerdan a los caídos por el subcontrato como lo fue Juan Pablo Jiménez, asesinado hace algunos meses atrás, quedando impune la empresa y tapando con polvo el suceso.

Hoy jueves primero de agosto se sentaran a negociar ambas directivas para ver qué solución darle al conflicto, los trabajadores no se han mostrado confiados ante la empresa la cual no ha entregado ninguna propuesta hasta el momento y ha mantenido su postura de desgastar a los trabajadores, aislarlos por completo y dejar la situación como si nunca hubiese pasado nada