¡Irresponsables!: Fiesta clandestina amenaza la biodiversidad del Humedal Aguada La Chimba de Antofagasta

En los videos difundidos en redes sociales, se puede apreciar como un grupo de personas se encontraba realizando una celebración en horario de toque de queda, amenazando todo el ecosistema del Humedal.

Instagram: @salvemoslaaguada

Durante la jornada de este lunes 17 de mayo, la agrupación Salvemos La Aguada, en conmemoración de el Día Mundial del Reciclaje, realizó una nueva jornada de limpieza en el Humedal Aguada la Chimba. Sin embargo, solo unos días después, el lugar nuevamente estaba repleto de basura que dejaron tras un “carrete clandestino”, amenazando a todo el ecosistema del lugar.

Instagram: @salemoslaaguada

Tras la denuncia realizada por la cuenta de Instagram @kultursesiones, la cual fue altamente difundida, se puede apreciar como un grupo de personas, en unos siete vehículos aproximadamente, se encontraban realizando una celebración en horario de toque de queda, en el Humedal.

El usuario de la red social, a través de sus videos, evidencia que pese a la presencia de carabineros, estos simplemente dejaron que las personas se subieran a sus automóviles y se alejaran del lugar, lo cual generó en el denunciante asombro por el actuar de los funcionarios policiales, quien además señaló en la publicación que “se tuvo que llamar al 133 para detener esta fiesta clandestina en el mismo lugar de siempre, el hogar de los pequenes. Estas son soluciones parche, se requiere mantener monitoreado constantemente el lugar para preservar su conservación y biodiversidad”.

Publicidad

Lamentablemente, el hecho dejó nuevamente el lugar con mucha basura, amenazando la vida de todo el ecosistema de la Aguada La Chimba.

Pequen junto a una botella de cerveza – Instagram @salvemoslaaguada

Respecto a esta situación, la agrupación Salvemos la Aguada, a través de su cuenta, comentó que “El rol de la comunidad es muy importante para que quienes les corresponde fiscalizar lo hagan, más aún cuando realizan fiestas o carretes clandestinos, consumiendo drogas y alcohol dejando todos los residuos en los lugares que frecuentan y como lo mencionamos en la publicación anterior, convirtiéndose en personas que son un peligro publico al conducir bajo los efectos del alcohol y drogas”.

Sin embargo y pese a la reiterativa situación, agradecen “que la comunidad sea un actor principal en la protección de los espacios naturales y en la seguridad de tod@s, a su vez el llamado es a trabajar en conjunto a las autoridades, que nos apoyen con recursos y nosotros hacemos el resto. Falta un trabajo real y concreto entre comunidad y autoridades”.