Con las ganas de sumarse al desafío que enfrentará Cobreloa, así llega Raúl “Araña” Olivares quien se espera que dentro de los próximos días arribe a Calama para integrar el plantel que disputará el ascenso a la división de honor del fútbol chileno.

“Estoy muy contento, con muchas ganas, con mucha esperanza para poder hacer algo importante en Cobreloa, todos saben que es un equipo grande y uno espera estar a la altura de esta institución que no merece estar donde está” esas fueron las primeras palabras de Olivares como jugador de Cobreloa.

La llegada de un arquero era una de las prioridades para el cuerpo técnico comandado por Rodrigo Pérez, algo que en la dirigencia loina entendieron e hicieron los esfuerzos por contratar a un portero con experiencia.

Publicidad

Olivares señaló que llega en buenas condiciones físicas para afrontar esta nueva etapa en su carrera, regresando al fútbol chileno luego de 3 años en la liga boliviana “Uno afuera se da cuenta cuales son los clubes que más suenan a nivel internacional y uno de esos es Cobreloa, y eso fue lo que me motivó, además de la propuesta de hacer las cosas bien, por la gente que está trabajando y las buenas referencias que recibí de cómo se está manejando el club” aseguró Olivares.

El formado en Colo-Colo llega a Calama después de su paso por Universitario de Sucre y Jorge Wilstermann de Cochabamba.