Formalizan a sicarios que robaron y asesinaron a hombre que les pagó por matar a su ex pareja

Un hombre habría pactado con unos sicarios de nacionalidad colombiana el monto de $600.000 para asesinar a una mujer que le debía $3.000.000. Sin embargo, el sujeto fue robado y apuñalado por ellos.

La Policía de Investigaciones (PDI) detuvo a dos sujetos por estar involucrados en la muerte de un hombre quien los habría contratado para asesinar a una mujer y su hijo. La Fiscalía de Alto Hospicio formalizó a Marvin Estupiñan Hurtado y Brayán Díaz Ardila, ambos de nacionalidad colombiana, por el delito de robo con homicidio.

Según los hechos relatados por la fiscal (s) Alejandra Gálvez, a principios de abril de este año, la víctima Crescencio Gómez Mamani realizó un pacto de $600.000 a Brayán Díaz con el propósito de eliminar a una mujer y un hombre que vivían en un domicilio ubicado en Pasaje Granaderos, comuna de Alto Hospicio. Ante este pedido, también se involucró el imputado Marvin Estupiñan.

Fue así que el día 10 de abril aproximadamente a las 03:00 de la madrugada, ambos antisociales previamente acordaron robarle a la víctima, por lo que concurrieron hasta Av. Unión Europea, al costado del colegio Nirvana, lugar en que los esperaba Gómez para entregarles el pago del monto acordado.

Publicidad

Una vez que recibieron el dinero, Brayan Díaz extrajo un objeto cortopunzante que portaba y apuñaló a la víctima en distintas partes del cuerpo provocándole unas 16 heridas cortopunzantes en el tórax, mientras que Marvin Estupiñan lo sujetaba del cuello.

Luego, según se estableció en la indagatoria, entre ambos revisaron las vestimentas de la víctima, sustrayéndole su teléfono celular y la billetera con su documentación y $30.000, huyendo del lugar donde falleció la víctima producto de las lesiones.

La fiscalía dio cuenta de las diligencias realizadas por la Brigada de Homicidios que permitieron identificar y detener a los imputados, en especial la ubicación del teléfono celular de la víctima que fue encontrado en manos de una tercera persona, el análisis del tráfico de llamados y los informes planimétricos y fotográficos.

Los mismos imputados declararon tras su detención que la víctima les ofreció 600 mil pesos para dar muerte a una mujer que le debía más de tres millones de pesos, mostrándoles previamente la casa donde ella vivía e indicándoles que en la vivienda habría un hombre que también debían matar.

La Policía determinó que dicha casa correspondía al mismo domicilio de la víctima, quien vivía en el primer piso, mientras que el segundo piso lo ocupaban su exesposa e hijo.

Los imputados relataron que previamente al día de los hechos, acordaron que no matarían a la mujer, pero sí se quedarían con el dinero, llevando Brayan Díaz un cuchillo entre sus ropas.

Debido a la gravedad de los hechos y por ser la libertad de los imputados un peligro para la seguridad de la sociedad, el tribunal acogió la solicitud de la Fiscalía y decretó la prisión preventiva de ambos, fijando un plazo de investigación de 80 días.