El primer paso para reformar el código de aguas

La Comisión de Recursos Hídricos, Desertificación y Sequía aprobó proyecto en general que modifica la actual normativa, vigente desde 1981.

Con el objetivo de establecer prioridades de uso, y de garantizar el acceso de todos los habitantes del país al recurso hídrico, este lunes fue aprobado en general el proyecto de ley que reforma el Código de Aguas, el cual vendría a regular los derechos de aprovechamiento, hoy tan cuestionados.

Para el diputado Marcos Espinosa, integrante de la Comisión que inició la tramitación de dicha moción parlamentaria dijo que “esto es un tremendo avance en materia legislativa para poder resguardar el recurso, la idea es reformar el Código de Aguas, ya obsoleto, cuya permisividad provoco que las principales cuencas del norte de nuestro país se agotaran”.

“Lo más importante es terminar con la autorización de derechos de aprovechamiento en aquellos lugares sobreexplotados. Campesinos de El Loa vieron su fuente laboral mermada producto de la sequía, mientras que empresas mineras e hidroeléctricas se enriquecen a costa del recurso que a otros les falta. Eso no puede ser” sentenció Espinosa.

Publicidad

EL proyecto de ley, que iniciará su discusión en particular la próxima semana en la Comisión de Recurso Hídricos de la Cámara Baja establece que “el agua al ser un bien nacional de uso público pertenece a todos los chilenos, por lo tanto, el consumo humano como su fin productivo debieran estar garantizados” explicó el diputado.

El texto legal especifica que las funciones del acuífero son ambientales, productivas, étnicas, de subsistencia, escénicas, paisajísticas, sociales, de ordenamiento territorial, por tanto el Estado debe garantizar a todos los habitantes el acceso a dichas funciones. Asimismo, el Estado debe resguardar que en todas las fuentes naturales exista un caudal o volumen de agua suficiente.

Un aspecto muy importante para el legislador, es que la iniciativa prohíbe el traspaso de las concesiones de uso temporal. “Esta situación ha generado que muchas veces derechos de agua que fueron otorgados con ciertos fines terminen siendo utilizados para otra actividad. Eso ha producido un daño tremendo a nuestras cuencas hidrográficas”.

Marcos Espinosa, representante de la zona y preocupado de lo que ocurre con la cuenca del río San Pedro y especialmente de lo que enfrentan los regantes de San Pedro de Atacama, propuso a la Comisión de Recurso Hídricos realizar una visita en terreno para la próxima semana distrital. “Esta visita sería parte de la discusión propia del proyecto de ley, a objeto de conocer in situ la problemática de los campesinos, los derechos de aprovechamiento y la sequía que deben sortear para vivir” concluyó el diputado.