El documental sobre “El Mercurio” que la televisión se niega a emitir

En 1993 la Asamblea General de las Naciones Unidas a iniciativa de los países miembros de la Unesco, proclamó el 3 de mayo como Día Mundial de la Libertad de Prensa, con la idea de “fomentar la libertad de prensa en el mundo al reconocer que una prensa libre, pluralista e independiente es un componente esencial de toda sociedad democrática”.

Una libertad que ha sido puesta en tela de juicio en Chile, donde la mayor parte de los medios masivos como la televisión y los diarios impresos, están comprometidos con un sector político y económico determinado, en desmedro del resto de la sociedad que no se ve representada.

Publicidad

Es en este contexto que resulta imprescindible destinar 80 minutos para ver “El Diario de Agustin”; documental que revela el rol que tuvieron los medios de prensa pertenecientes a la cadena “El Mercurio” en encubrir y omitir las violaciones a los derechos humanos en Chile.

Un rol que algunos consideran, sigue cumpliendo el día de hoy, dada su tenaz oposición a los movimientos sociales, que desde hace algunos años comenzaran a expresar el sentir mayoritario de la ciudadanía en las calles, pero cuyos argumentos fueran excluídos de la prensa tradicional y la mayoría de los canales de televisión, que por el contrario, buscaron demonizarlos exhibiendo imagenes de violencia que no representan.

“El Diario de Agustín” ha alcanzado alta notoriedad pública, dado que TVN compró sus derechos, pero nunca lo emitió al aire. De igual manera, el canal privado ARTV decidió sacarlo de su parrilla programática y no transmitirlo, censura que incluso gatilló la renuncia de Natalia Arcos, directora del canal.