Ratifican condena a circo “Los Tachuelas” por fatal accidente que involucró a una elefanta

Deberán pagar 100 millones de pesos como indemnización, por su responsabilidad en el accidente protagonizado por la elefanta “Ramba” que acabó con la vida de un menor tras el derrumbe de un muro.

images (1)La Corte Suprema ratificó el fallo que condenó a los propietarios del circo “Los Tachuelas” a pagar una indemnización de  más de $100.000.000 (cien millones de pesos), por su responsabilidad en el accidente que causó la muerte de un menor de edad, producto del derrumbe de un muro que provocó una elefanta.

En fallo unánime (causa rol 555-2014), la Tercera Sala del máximo tribunal –integrada por los ministros Rubén Ballesteros, Héctor Carreño, Pedro Pierry y María Eugenia Sandoval; además del abogado integrante Jorge Lagos, ratificó el dictamen de la Corte de Apelaciones de San Miguel y del Primer Juzgado de Letras de Talagante, que condenó a los propietarios del circo “Los Tachuelas” a pagar la indemnización por su conducta negligente en el cuidado de la elefanta “Ramba”.

El máximo tribunal descartó infracción de ley en las sentencias de primera y segunda instancia, al establecer la responsabilidad de los  dueños del circo en la muerte de Thomas Villar Ibarra, quien murió el 3 de junio de 2004, aplastado por un muro medianero que derribó el pesado animal.

Publicidad

El fallo indica que  “el mismo Código que contempla la responsabilidad civil, general y amplia de los dueños y encargados de animales por todo daño que causen, aún después de que se hayan soltado o extraviado, salvo que no pueda imputarse culpa al dueño o a sus dependientes. Concluye que la culpa del demandado se encuentra acreditada, por cuanto el desplome fue por un golpe de la elefanta, por lo que no habiendo alegado soltura o extravío del animal o que el daño no era imputable a él o a sus dependientes, es responsable por los daños causados al no adoptar las medidas pertinentes a fin de que, a pesar de las amarras, no alcanzara el muro medianero“.

La sentencia confirmatoria de segunda instancia agregó que “el demandado generó la situación de riesgo consistente en mantener una elefanta en un predio y que actuó negligentemente al no adoptar las medidas de cuidado necesarias para evitar que el animal derribara la pared medianera causando la muerte del niño y lesiones a Rosa Cabello Hernández”, sostiene el fallo.

Cabe destacar que el uso de animales en los circos ha sido duramente cuestionado por grupos animalistas de todo el país, por cuanto además de colocarse en riesgo a personas, existe también un claro caso de maltrato animal, considerando que los animales que forman parte de estos espectáculos son mantenidos en jaulas, lejos de su hábitat natural y sometidos a situaciones de estrés.

 El circo por su parte respondió a las críticas entregando polémicos volantes donde advertía a los padres de “cuidar a sus hijos de los grupos animalistas”. Una campaña comunicacional que terminó en un completo fracaso, ya que ocasionó que crecieran las críticas en contra del circo.