Empleados públicos inician paro nacional

Fotografía: Archivo

Exigen un aumento en sus remuneraciones y el término de los despidos injustificados. El gobierno ofrece un 5% de reajuste, la mitad de lo que el propio Piñera sugirió al gobierno de Bachelet en una movilización similar.

Los trabajadores de la administración pública, protagonizan a partir de hoy martes, una jornada de 48 horas de huelga en demanda de estabilidad laboral y en rechazo al reajuste salarial presentado por el gobierno.

Paralizan sus labores los afiliados a la Asociación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF), al Colegio de Profesores y a la Federación Nacional de Profesionales Universitarios de los Servicios de Salud, tres de los principales gremios del sector público.

Al respecto las funcionarios públicos, según señalan, anunciaron que en los dos días de paralización nacional de actividades -votado en el Consejo de Presidentes de la Anef-, se harán turnos de emergencias, que permitirán funcionar a las diferentes reparticiones, pero solicitaron a la ciudadanía no concurrir a ningún servicio público, de no ser por un trámite de urgencia.

Publicidad

Desde el Ejecutivo, Rodrigo Hinzpeter, ministro del Interior y Seguridad Pública, señaló que esta movilización es “ilegal” y la calificó como “lamentable” ya que, según esgrime, “es poco cuidadosa con nuestro país, pues sabemos que el mundo está en una situación económica compleja” y son “millones los chilenos que necesitan del trabajo diario de los funcionarios públicos”.

Las declaraciones del jefe de gabinete fueron rechazadas por el presidente de la Anef, quien le pidió informarse mejor y no caer en equivocaciones.

“Llamo al ministro Hinzpeter a no quedarse en la Constitución Política de Pinochet. Sería bueno que se permita leer los convenios 87, 98 y 151 sobre la administración pública, el derecho a huelga y negociación colectiva ratificados por Chile en los últimos años ante la OIT y que son posteriores a la Constitución a la qué él está aludiendo. Hay que informarse un poco más antes de hacer aseveraciones erradas”, subrayó en declaraciones reproducidas por El Ciudadano.

Raúl de la Puente, informó que el miércoles 30, los funcionarios públicos se dirigirán a Valparaíso para realizar una concentración afuera del edificio del Congreso, para exigir que paren los despidos injustificados que se vienen dando desde que llegó la derecha al poder.

Propuesta baja

Lo que está proponiendo el gobierno representa apenas un 1,3 por ciento de aumento real y no se ajusta al 6,5 por ciento de crecimiento de la economía previsto para este año, acusa De la Puente.

La ANEF había solicitado un aumento del 9,8 por ciento del salario, mientras que La Moneda había contemplado un proyecto original del cuatro por ciento que luego subió a 4,5 y por último a cinco por ciento. Cabe señalar que durante el gobierno de Michelle Bachelet, el propio Sebastián Piñera, entonces candidato opositor, señaló que un reajuste “de al menos un 10%” a los empleados públicos resultaba razonable, hecho al cual finalmente accedió la entonces mandataria.

Además de un mayor reajuste y de renovación automática de contratos de trabajo orientados a garantizar la estabilidad laboral, los funcionarios públicos exigen una adecuada política de incentivo al retiro.

En declaración pública en esta capital, la ANEF denunció además la detención la víspera de un grupo de dirigentes sindicales, entre ellos Raúl De la Puente, presidente de la organización, quien se encontraba apoyando a un grupo de trabajadores que se manifestaban por denunciar amenazas de despido.