Ex Ministro Jaime Mañalich responde a críticas por Hospital de Calama

El ex secretario de estado descartó que el Hospital de Calama tenga que ser demolido, como sostuvo el Diputado Marcos Espinosa, manifestando que solo falta que el gobierno central destine los recursos para concluir la obra.

Presidente de la República realiza una visita a la construcción del nuevo hospital de CalamaEl ex Ministro de Salud, Jaime Mañalich, salió al paso de las diferentes críticas que se han realizado por parte de parlamentarios de la Nueva Mayoría en relación con distintas situaciones que mantienen hasta el día de hoy paralizadas las obras del nuevo Hospital de Calama, recinto que según el Diputado Marcos Espinosa, correría el riesgo de ser demolido por defectos en el hormigón.

En conversación con El Diario de Antofagasta, el ex secretario de estado descartó por completo estas afirmaciones, manifestando que “sería una completa insensatez demoler el Hospital, perder los 30 mil millones que ya se han invertido en su construcción, cuando lo que se requiere es un suplemento de 10 mil millones que estoy seguro, el Ministerio de Hacienda va a aportar para terminar esta obra que la ciudadanía necesita“.

Publicidad

Mañalich, indicó que luego que el consorcio a cargo de la obra se declarara en quiebra, se determinaron una serie de estudios, que concluyen que los defectos que pudieran existir en términos de  infraestructura son corregibles, por lo que corresponde relicitar la obra para que la construcción siga su curso.

En tanto, respecto a las aseveraciones de la Diputada Marcela Hernando sobre un posible “fraude” y pagos indebidos, el ex Ministro de Salud manifestó que no se tratan de una denuncia nueva y que durante su gestión ya se tomaron acciones al respecto.

Esta es una situación que nunca debió haber ocurrido y por la cual hicimos todas las denuncias que correspondieron y expusimos todos los antecedentes a Contraloría en forma transparente. En ningún momento hemos ocultado información“, sostuvo.

Finalmente , el ex Ministro pidió a los parlamentarios hacerse cargo de sus declaraciones, las que a su juicio  “se han hecho en forma muy liviana. ¿Qué significa decirle a la comunidad de Calama que el Hospital en donde van a llevar a sus hijos o atender sus partos es un Hospital fragil o está mal hecho? Es un daño ciudadano enorme que se está haciendo“.

Hay esfuerzo de una ganancia política, pero aquí hay un tema que no se debe perder de foco. Hay una comunidad que necesita un nuevo Hospital, falta solo que el gobierno central destine los recursos necesarios para terminarlo en seis meses y ponerlo en funcionamiento“, concluyó.