Municipalidad de Antofagasta tiene 6 meses para cerrar vertedero

Vecinos se manifestaron frente a la Intendencia Regional exigiendo una solución definitiva a la problemática de las quemas.

Seremi de Salud otorgó un plazo máximo de 180 días para que el recinto deje definitivamente de funcionar, al constituir un grave riesgo para la salud de la población debido a las quemas ilegales, situación que generó manifestaciones en Antofagasta.

Vecinos se manifestaron frente a la Intendencia Regional exigiendo una solución definitiva a la problemática de las quemas.
Vecinos se manifestaron frente a la Intendencia Regional exigiendo una solución definitiva a la problemática de las quemas.

El Vertedero Municipal de Antofagasta tendrá que cerrar sus puertas antes del 10 de octubre del año en curso.  Así lo informó la Secretaria Regional Ministerial de Salud, Lila Vergara, quien explicó que los riesgos a que se expone la población producto de las quemas en el sector y el incierto plazo para el inicio del nuevo Relleno Sanitario, llevó a la Autoridad Sanitaria a exigir al Municipio el cese definitivo de las funciones del recinto.

A través de la Resolución Exenta Nº 2122, notificada en horas de este viernes a la Municipalidad, la Secretaría de Salud demandó el cierre del actual sitio de disposición final de residuos domésticos y asimilables a domésticos del sector La Chimba de Antofagasta.  Esto, con un plazo que no podrá exceder los 6 meses.

Publicidad

De acuerdo al documento, una vez cumplido el plazo, el organismo edil deberá disponer de los residuos recolectados diariamente en un lugar de la comuna, provincia o región, autorizado por la propia Seremía de Salud, hasta que el nuevo relleno sanitario de Chaqueta Blanca esté operando.

PLAN OPERATIVO

La personera puntualizó asimismo que en el plazo de 60 días corridos, el Municipio tendrá la obligación de presentar a la Seremi de Salud, un Plan Operativo, que indique todas las acciones, medidas y procedimientos implementados, que permitan dar cumplimiento a las exigencias impuestas por la Resolución.

Lila Vergara enfatizó que la decisión de cerrar definitivamente el Vertedero Municipal con antelación al inicio de las operaciones del relleno de Chaqueta Blanca, obedece a la preocupación de la autoridad por la salud y la calidad de vida de los vecinos del sector respecto de un tema complejo que se ha dilatado en el tiempo.

La autoridad comentó que la decisión es independiente del proceso de Chaqueta Blanca y de los sumarios actualmente en curso que la propia Seremi está realizando por reiterados incumplimientos sanitarios en el Vertedero La Chimba, carencias que van directo perjuicio de la ciudadanía.