Minera Delfín: El proyecto minero ligado a Hernán Büchi que mantiene en pie de guerra a la Comunidad Atacameña de Peine

Preocupados y movilizados se encuentran los vecinos de la localidad de Peine, poblado que se encuentra al interior de San Pedro de Atacama, ante la posibilidad de que se apruebe el proyecto Minera Delfín, que pretende instalarse a escasos siete kilómetros del poblado.

Se trata del proyecto Planta de Sulfato de Cobre Pentahidratado, conocido como Minera Delfín, fue votado este lunes 27 de marzo por el Comité de Ministros, integrado por los titulares de las carteras de Minería, Economía, Energía, Agricultura y Medioambiente, el cual resolvió que se reabra la consulta indígena de acuerdo al convenio 169 de la OIT.

Se trata de un proyecto ya había sido rechazado el 6 de febrero del año pasado por la Comisión de Evaluación Ambiental de la Región de Antofagasta por considerar que representa un riesgo para sus fuentes de agua subterránea, el patrimonio arqueológico y las prácticas ancestrales propias de la comunidad de escasos trescientos habitantes.

Publicidad
El proyecto pretende ser levantado a solo 7 kilómetros de Peine.
El proyecto pretende ser levantado a solo 7 kilómetros de Peine.

La empresa está ligada al ex ministro de economía durante la dictadura militar, Hernán Büchi, el empresario Claudio Segura y el desarrollador turístico Víctor Petermann, y considera una inversión que alcanzaría los 17 millones de dólares para implementar el ambicioso proyecto extractivo.

Al respecto Sergio Cubillos, presidente de la Comunidad Atacameña de Peine, señaló a Diario Antofagasta que “el Consejo no tomó ningún tipo de decisión, sino que resolvió retrotraer el proyecto hasta el día 115 de la evaluación que da el Servicio de Evaluación Ambiental, que es el inicio de la Consulta Indígena”.

“Es decir”, agregó, “que nuevamente vamos a tener que realizar este proceso. La decisión, por un lado, nos deja conformes, porque pensamos que se iba a aprobar el proyecto. Pero por otro lado nos sorprende y entristece mucho, porque el objetivo es darle más tiempo a la empresa para que pueda arreglar las observaciones que realizó la comunidad, y sentimos que nos quieren obligar a que conversemos con la empresa, siendo que habíamos tenido una posición bien firme de no conversar con ellos”.

Efectivamente este lunes un grupo de pobladores viajaron hasta Santiago para expresar su descontento con la decisión de la empresa de apelar al Consejo de Ministros, no acatando el fallo producido en la Región y poniendo por sobre los intereses de la comunidad, los de la empresa privada.

Le dimos nuestros argumentos, de manera muy breve, a la ministra de Minería, Aurora Williams”, explicó Cubillos señalando el poco tiempo y espacio que se les dio para entregar los antecedentes. “De hecho”, añadió, “la decisión la comunicaron los asesores de los ministros de manera informal”.

17554614_10210724609884582_1625914706_n

Pero la lucha de Peine se está dando en varios frentes. Según el dirigente “nos manifestamos también en Antofagasta, en la seremi de Medioambiente, para que nos escuchen, porque este proyecto fue rechazado ahí, pero la empresa presentó el recurso ante el Consejo de Ministros, y estamos sorprendidos que ellos no hayan ratificado la decisión tomada, sino que hayan pavimentado el camino para la aprobación del proyecto, que es lo que nosotros creemos que buscan”.

Sobre los pasos a seguir por la Comunidad Atacameña de Peine, Cubillos sostuvo que “estamos en evaluación de cuáles van a ser las acciones a tomar por la comunidad y también estamos a la espera de que salga el acta oficial del comité, porque ahí vamos a ver el veredicto que ellos tomaron formalmente, con documento en mano. Pero vamos a seguir manifestándonos hasta que, de una vez por todas, el Gobierno y el comité rechacen este proyecto que debió haber sido rechazado ayer, rectificando la decisión que se tomó en Antofagasta”.

Por último el dirigente enfatizó que “la empresa, en su estudio de impacto ambiental, obvió varios puntos que son importantes, como el tema del patrimonio arqueológico que están cerca del sector, y que las medidas de mitigación son bastante pobres”, dando la razón a quienes señalan que el interés de los propietarios es instalar este proyecto a como dé lugar y cueste lo que cueste.

17618950_10210724609804580_2115337437_n

Por su parte el Alcalde de San Pedro de Atacama, Aliro Catur, expresó su respaldo a la demanda de los pobladores.

Como primera autoridad comunal, es mi deber velar por el bienestar de las y los habitantes de la comuna y la sustentabilidad de nuestro territorio, eso significa proteger el legado de nuestros pueblos, que en una larga historia han hecho habitable el desierto más árido del mundo, y potenciar nuestra economía local, basada en singulares paisajes y prácticas culturales, que nos posicionan como el primer destino turístico de Chile“, indicó.

En este sentido anunció que en el municipio ya se mandató la creación de la Unidad de Agropecuaria y Medio Ambiente (AGRIMA), “con la visión de contribuir a una comuna sustentable que garantice una mejor calidad de vida para nuestra población, el desarrollo de las actividades agropecuarias tradicionales y un territorio libre de contaminación como derecho humano básico“.