Especialista mexicano colabora con científicos de la UA en estudio del pulpo

En el marco de un programa de colaboración entre Chile y México el especialista mexicano de la Universidad Nacional Autónoma, Carlos Rozas Vásquez llegó hasta la Universidad de Antofagasta para colaborar en el estudio de la alimentación y fisiología digestiva del octopus mimus, es decir, el pulpo común que habita nuestras costas.

“Hemos montado una serie de experimentos para determinar las condiciones nutricionales de las paralarvas de este pulpo, y ver de qué manera estas afectan, en cuanto a los cambios de temperatura, a la especie al momento de asentarse como juveniles en el fondo del mar”, explicó el científico.

Publicidad

En este sentido señala que el objetivo de los experimentos es precisamente ver de qué forma el alimento que estas paralarvas consumen, se ve afectado por los cambios de temperatura. “Acá en las costas de la Región de Antofagasta tenemos variaciones que van desde los 16 grados en invierno, hasta los 22 en verano”, explicó.

La importancia de determinar esas variantes es fundamental para avanzar en la reproducción en laboratorio del ciclo de vida de la especie, con miras a desarollar en el futuro el cultivo y explotación comercial del pulpo común.

Experiencia

En México los investigadores ya desarrollaron la tecnología para la engorda de pulpos (octopus maya), incluso ya se venden en el comercio los ejemplares provenientes de los cultivos. “Entonces lo que estamos haciendo ahora con nuestros colegas de la Universidad de Antofagasta es adecuar esa tecnología al estudio que realizan con el octopus mimus, pues ambas especies son muy parecidas desde el punto de vista genético”, explicó.

La presencia del doctor Carlos Rozas Vásquez en la Universidad de Antofagasta, donde ha trabajado especialmente con el académico Oscar Zúñiga de la Facultad de Recursos del Mar, obedece a un convenio de colaboración por dos años entre Conicyt de Chile y su similar azteca, el Conacyt.

El convenio considera realización de experimentos, visitas de investigación y un amplio y nutrido intercambio de conocimiento. Esta es la segunda vez que el especialista visita Antofagasta, pues ya estuvo en el 2004 colaborando en un proyecto Mecesup dirigido por el académico Oscar Zúñiga de la Universidad de Antofagasta.