Arzobispo de Antofagasta entregó su apoyo a contratistas de Minera Escondida

Pablo Lizama junto a los mineros

Líder de la Iglesia Católica en Antofagasta espera interceder ante la empresa para que regrese a la vía del diálogo.

Un fuerte espaldarazo a la huelga de los trabajadores de la empresa Compass Catering, contratista de la privada extranjera “Minera Escondida”, entregó este jueves el Arzobispo de Antofagasta, Monseñor Pablo Lizama.

El religioso manifestó que espera interceder ante Minera Escondida para convencer a la empresa multinacional de retornar al diálogo, esto luego de que la compañía Compass Catering decidiera retirar las ofertas a sus trabajadores y quebrar la mesa de negociación, lo cual fue calificado por el Sindicato de Trabajadores como una actitud hostil “que violenta psicológicamente a los trabajadores y sus familias”

“Todos sabemos que en esta ciudad no se puede vivir dignamente con los sueldos que ustedes me manifestaron recibir por su trabajo, no conozco al gerente de Minera Escondida, ni al de Compass Catering pero tendré que conocerlos y pedirles que se sienten nuevamente a conversar, con la mejor de las voluntades de llegar a un acuerdo pronto”, manifestó el Arzobispo Lizama a Antofagasta TV.

Publicidad

Los trabajadores acampan en la salida sur de Antofagasta, frente a las oficinas corporativas de Minera Escondida, manteniendo precarias condiciones de vida junto a sus mujeres y niños. Los trabajadores también han expresado su desazón por la intransigencia de la empresa, realizando cortes de la ruta de salida de la ciudad, siendo reprimidos por efectivos de las Fuerza Especiales de Carabineros.

Los trabajadores de Compass Catering han recibido también el apoyo de la Federación Minera de Chile y la Confederación de Trabajadores del Cobre, además de los aportes de los estudiantes de la Universidad de Antofagasta y de la Universidad Católica del Norte, quienes se encuentran recolectando alimentos no perecibles y realizando actividades para reunir dinero y ayudar a los mineros para que puedan seguir adelante en su movilización. Sin embargo ni las autoridades municipales ni de gobierno se han hecho parte en la entrega de ayuda a estos mineros chilenos.