Aguas Antofagasta invierte en nuevas tecnologías para amenizar trabajos en vía pública

Estas permiten evitar rotura de pavimentos, disminuir los ruidos mientras se realizan los trabajos, evitar cortes innecesarios de suministro y con ello atochamientos vehiculares.

Desde hace aproximadamente cuatro años, la empresa Aguas Antofagasta ha ido incorporando a su equipo nuevas tecnologías que permitan mejorar los trabajos realizados en la vía pública. Las que permiten evitar la rotura de pavimentos, disminución de ruidos, evitar cortes innecesarios de suministro y con ello atochamientos vehiculares, entre otras ventajas, considerando que la mayor parte de la infraestructura sanitaria es subterránea.

NUEVAS TECNOLOGÍAS

Dentro de los nuevos instrumentos que han permitido estas mejoras, se encuentra Cracking, CIPP, Hot Tappin y Line Stop, los que han hecho posible el disminuir en un 40% los impactos en la comunidad. Al respecto, el Gerente de Proyectos de Ingeniería, David Godoy, comentó “Sin duda una inversión importante que busca realizar los nuevos proyectos reduciendo las molestias generadas por las obras a la comunidad, esperando que este año podamos lograr al menos el 50% de los proyectos con estas nuevas tecnologías en toda la Región de Antofagasta“.

Publicidad

Una de estas, Cracking, consiste en una técnica de renovación de tuberías mínimamente invasiva, cuya finalidad es evitar grandes movimientos de tierra y disminuir la ruptura de pavimentos, realizando pequeñas excavaciones en los puntos de entrada y salida de la infraestructura a intervenir. La tecnología fue utilizada en un 40% de las reposiciones de agua el año 2020.

En tanto, CIPP, es un mecanismo utilizado para la rehabilitación, sin zanja, de las redes de alcantarillado, usado específicamente en tuberías dañadas o antiguas, permitiendo la instalación y revestimiento que entrega una vida útil de 50 años a la tubería existente. Registrando más del 30% de redes de alcantarillado su uso.

Asimismo, Line Stop busca evitar discontinuidades del suministro mientras se realicen los trabajos. Mientras que Hot Tapping, que la empresa utiliza desde el 2016 en materiales de acero, espera este año permitir trabajos en distintas materialidades.

Cabe destacar que la adquisición de las nuevas herramientas han implicado una inversión de más de 220 mil millones de pesos, desde el año 2015 al 2020.