“Nos están matando silenciosamente”: Vecinos y pescadores de Caleta Coloso de Antofagasta demandan a Minera Escondida y al Estado por contaminación

Los estudios enviados al laboratorio Doctor´s Data Inc. ubicado en Estados Unidos, arrojó que todos los afectados tienen altas y peligrosas cantidades de Uranio, y 30 metales pesados más en sus organismos.

Vía Facebook: Eduardo Roman Torres Carvajal.

Por décadas la contaminación en la región de Antofagasta ha sido un tema de interés popular, sin embargo, ninguna autoridad ha tomado cartas en el asunto para frenar o disminuir el daño que provoca esta contaminación en los habitantes de las provincias, sobre todo en la Perla del Norte que desde que llegó Minera Escondida a Coloso la calidad de vida y salud de los residentes y trabajadores del sector se ha visto afectada.

A raíz de esto, la organización Ecológica Medioambiental Unión y Fuerza, interpuso una demanda el pasado 8 de octubre contra Minera Escondida, perteneciente al grupo BHP Billiton, por la contaminación que provoca este rubro en el lugar. Asimismo, la demanda acusa directamente al Estado, la Superintendencia del Medioambiente, y al Servicio de Salud por actuar de manera negligente respecto a la situación.

Asimismo, la semana recién pasada, los afectados realizaron una manifestación para visibilizar su problemática. Sergio Avalos, buzo mariscador de la Caleta Coloso, señaló que “el día domingo, organizamos una manifestación pacífica, con un punto de prensa en el muelle Coloso, para que la gente sepa a donde va dirigida nuestra lucha. Caminamos, metimos bulla, pero no hubo ninguna instancia en donde se originaran destrozos o quemas de neumáticos como se acostumbra a manifestar en este lugar, sino, que como organización actuamos responsable y respetuosamente con el medioambiente”.

Publicidad

La contaminación en el lugar y las ganas de justicia llevaron inicialmente a 120 personas a tomarse exámenes para saber que toxinas almacenaban en sus cuerpos y organismos. Actualmente, solo 96 personas están detrás de la acción judicial.

Los estudios enviados al laboratorio Doctor´s Data Inc. ubicado en Estados Unidos, arrojó que todos los afectados tienen altas y peligrosas cantidades de Uranio, y 30 metales pesados más en sus organismos. Entre los metales encontramos, Arsénico, Plomo, mercurio, Cadmio, Cromo, Berilio, Cobalto, Niquel, Zinc, Cobre, Torio, Talio, Manganeso, Plata, Aluminio, Platino, Estaño, Oro, Titanio, entre otros.

“Lo que nos mueve es la justicia, nuestros niños están naciendo y creciendo con problemas de visión, alérgicos a alimentos, déficit de atención, etc. Queremos que se sepa, que nosotros no estamos a la venta, la salud no se reemplaza con un proyecto que nos pueda ofrecer la empresa”, puntualizó Avalos.

A su vez, Guillermo Bañados quien también es buzo mariscador, sostuvo que “estamos siendo contaminados, tienen que pagar por el daño. La minera va a estar 80 años más en este sector contaminando, pero nosotros ya sabemos que producen estos metales en nuestro cuerpo, nos están matando silenciosamente”.

También, profundizó en la preocupación que sienten por el ecosistema marino, ya que actualmente existe una alteración completa del habitad de varias especies, que debido a los grandes concentrados de metales se han visto obligados a mutar para poder sobrevivir. “Nosotros sabemos pensar y respirar, y se han comportado de manera negligente con nosotros, pero además de eso, han provocado una desfloración terrible, los sectores están destruidos, han matado la vida y el oxigeno de los animales, que igualmente están contaminados, cuando usted consume mariscos, adquiere gratuitamente las toxinas. Queremos que Antofagasta tome conciencia de que somos una zona de sacrificio” enfatizó Bañados.

Frente a esto, el abogado demandante Eduardo Torres Carvajal, indicó que “la indemnización de perjuicios que se está solicitando es la vía o la forma legal para revertir un daño provocado por esta empresa a costa del sacrificio de los habitantes y trabajadores de Caleta Coloso”.

Finalmente, el equipo de El Diario de Antofagasta, se comunicó con Minera Escondida, para conocer sus declaraciones respecto al tema, quienes manifestaron que “enfatizamos que nuestras instalaciones cuentan con todos los permisos y autorizaciones para operar, con altos estándares que cumplen y van más allá de la normativa vigente. Además, las operaciones son regularmente fiscalizadas por las autoridades competentes, a quienes entregamos información de forma transparente, oportuna y que está disponible para toda la comunidad”.