15.6 C
Antofagasta
Sábado 25 de Junio del 2022 19:40

Consejo Regional Calama del Colegio Médico de Chile ante propuesta del Plan de Descontaminación: “Es una zona minera de sacrificio, una ciudad postergada”

Siendo considerada como tal por el departamento por tres factores clave; ser una zona altamente industrializada, el abandono del Estado y el deterioro de la calidad de vida y salud de la población.

Lea también:

A través de una declaración, el Consejo Regional Calama del Colegio Médico de Chile se refirió a la necesidad del Plan de Descontaminación para la comuna y realizó diversas sugerencias para este, considerando sobre todo que la Capital loína es una zona de sacrificio.

Explicando en el documento que “Calama, capital de la Provincia El Loa, parte de la Segunda Región de Antofagasta, es uno de los territorios más áridos del país y del planeta, con climas extremos, cuyo equilibrio ecológico depende, principalmente del Rio Loa, el más largo a nivel nacional. Es una zona minera de sacrificio, una ciudad postergada, porque no existe una relación armónica entre la generación de riqueza y la calidad de vida de sus habitantes“.

Ciudad que se enfrentaría a graves problemáticas, principalmente en el ámbito medioambiental, lo que “se vincula a la generación de enfermedades, destrucción del oasis, y vulneración al patrimonio cultural y ambiental“. Siendo considerada zona de sacrificio por tres factores clave:

  • Es una zona altamente industrializada lo que provoca una importante devastación
    ambiental.
  • El abandono del Estado en cumplimiento de la legislación.
  • El deterioro en la calidad de vida y salud de la población, situación que se traduce en una
    precarización social.

Situaciones, que entre otros problemas, ha llevado a la capital loína a ser una “ciudad saturada por material particulado 10 desde el año 2009, sin que hasta la fecha el Ministerio de Medio Ambiente haya elaborado un Plan de Descontaminación, el cual luego de muchos años de espera y solo una vez que las organizaciones sociales concurrieron a la Contraloría General de la República de Chile, mediante denuncia ciudadana por el notable abandono de las funciones administrativas y por faltar a la probidad, se activa la elaboración de dicho plan“, explica la declaración.

Motivo por el que, luego de reuniones y actividades de esta línea, el departamento se encontró en condiciones de entregar diversas recomendaciones tendientes a ser incorporadas por las autoridades respectivas al plan en cuestión, que son:

  1. Adoptar dentro del Plan, las normas OMS, que tiene valores muy diferentes a los establecidos en el anteproyecto.
  2. Reducir el plazo dado a las empresas para completar su modernización y reducción de emisiones.
    *Nos parece demasiado amplio el lapso de 5 años, el que debe reducirse a un año.
  3. Fiscalización permanente de los contaminantes del aire instalando el número adecuado de equipos y sistemas de monitoreo, con adecuado posicionamiento, con tecnología de punta para la medición de los contaminantes ambientales.

Las mediciones de estas estaciones deben efectuarse de manera continua, manejada por personal capacitado y sin conflicto de intereses y participación de la ciudadanía. El sistema debiera ser capaz de generar las correspondientes alertas ambientales
para darlas a conocer a la población y adoptar las medidas de emergencia respectivas.

Los datos que de las mediciones de calidad del aire que emerjan del sistema debieran contar con la debida validación de datos para generar la correspondiente confianza ciudadana.

4.Actualización de las normas relativas a contaminantes para prevenir los efectos en la salud de las personas y precisar la composición química y los alcances de la contaminación donde están involucrados elementos como MP 10, MP 2,5, MP menor de 2,5, Dióxido de azufre, plomo, mercurio, cadmio y manganeso.

5.Cierre en la ciudad de Calama y sus alrededores a todo nuevo proyecto de extracción minera o de reciclaje de materiales que generen contaminantes que signifiquen riesgos a la salud de las personas.

6.Generar en la ciudad de Calama una amplia Red entre los establecimientos de salud pertenecientes al nivel primario, secundario y terciario de atención, para que dispongan de Unidades o Departamentos Medioambientales, capaces de explorar los vínculos causales entre contaminación, enfermedades, daño subclínico, capaces de cuantificar la carga global de enfermedades asociadas a los contaminantes químicos de reconocida toxicidad; tales como plomo, arsénico, mercurio, cromo, hidrocarburos, así como capaces de identificar y caracterizar los resultados de salud adversos causados por estos contaminantes, con estudios basados en evidencia científica, como generadores de cáncer, afecciones respiratorias, efectos neurotóxicos, disruptores endocrinos, entre otras afecciones.

Estas Unidades debieran contar con profesionales de las diversas disciplinas de la Salud y de otros sectores, tales como abogados, sociólogos, antropólogos, idealmente dirigido el ente central, que debiese estar radicado en el Hospital Carlos Cisternas por profesional con formación en Toxicología.

7.Obligatoriedad de incorporar energías renovables a las empresas contaminantes.

El Consejo Regional Calama del Colegio Médico de Chile y su Departamento de Medio Ambiente se pone a disposición de las autoridades en torno al importante tema de contribuir con mejorar la salud de los habitantes mediante la prevención de enfermedades causadas por contaminación. También siempre estará dispuesto a dialogar con altura de miras y basado en la evidencia y la literatura científica, para establecer puntos de encuentro y soluciones, con todos los actores involucrados en los problemas medioambientales en el país y particularmente en nuestra Tierra de Sol y Cobre“, cerró el documento.

- Publicidad -

EN PORTADA