14.6 C
Antofagasta
Lunes 27 de Junio del 2022 11:33

“Se me rompió el alma al ver su carita de esperanza”: Conejito Jacinto y la importancia de concientizar sobre la tenencia responsable en Antofagasta

"Actualmente tenemos a 20 saltarines bajo nuestra responsabilidad, durante el proceso han pasado muchos más, lamentablemente algunos ya no están con nosotros y otros han encontrado familias que les hacen felices, y a eso apuntamos", indican desde la fundación.

Lea también:

La historia de este caso se remonta a junio de 2021, en donde, se encienden las alarmas en un grupo de Facebook llamado “ConejosAntofagasta”, la situación se produjo tras una publicación de una chica que observó un conejo en pésimas condiciones en un antejardín cercano a su vivienda, “desde esa situación, empezamos a organizarnos hasta formarnos como grupo, esto fue en mayo del año pasado, recuerdo que el 17 y 18 de lo llevamos de urgencia al veterinario, su cuerpito estaba muy mal” , nos comenta Maureen Aravena, socia fundadora de esta organización.

Tras esta situación, Israel Figueroa, líder de TheRabbitWorld, quien lideró este grupo hasta formar oficialmente “Fundación Jacinto” en septiembre. “El grupo lo formarnos 7 personas de manera administrativas, conocidos como los fundadores, luego se agregaron 3 personas a nuestra causa y cada cierto tiempo se suman de manera voluntaria contribuyentes”, añade Maureen.

Caso Jacinto

Una vez rescatado, es llevado de urgencia al veterinario, el doctor les explica que se encuentra en un estado de salud delicado, poseía una fractura en su pata trasera y se observaba muy perturbado, como respuesta a ello, deciden someterlo a la operación pertinente tras discusiones y opiniones divididas, la cirugía parecía haber sido todo un éxito, pero al pasar los días comenzó a infectarse la zona y a salir pus.

Tras de la fallida primera operación de Jacinto, Natalia Contreras, parte de la agrupación y madre adoptiva de Jacinto, decidió rápidamente llevarlo a una veterinaria de confianza.

El experto le dijo que necesitaba manipular la zona para observar que estaba pasando, “Le dije que había que darle, yo sabía que él quería seguir viviendo, pero lamentablemente su cuerpo no pudo aguantar más… se me rompió el alma al ver su carita de esperanza”, a pesar de los riegos cardiacos y el estrés al que se sometería, la intervención del especialista logró apaciguar el dolor del saltarín.

“Al salir de la sala, el doc me dijo que intentó de todo, pero que era tiempo de dejarlo descansar (…) ese día volvimos a la casa y yo le decía que por favor no se vaya, que quería darle la vida que se merece, pero el destino no lo quiso así y durante la madrugada falleció… se me quebró el corazón y me desvanecí mucho tiempo en la tristeza”.

Fundación Jacinto

Un 11 de junio falleció Jacinto, “desde ese momento el grupo se unió y obtuvo la fuerza necesaria para desear hacer un cambio en la región, a la fecha, tenemos a 20 saltarines bajo nuestra responsabilidad, cada uno con sus cuidados, operaciones, alimentaciones, controles, gastos extras, etc. Durante el proceso han pasado muchos más, algunos ya no están con nosotros y otros han encontrado familias que les hacen felices, y a eso apuntamos con fundación“.

Actualmente, la organización se sustenta a través de procesos de apadrinamiento y amadrinamiento, aportes voluntarios, rifas secuenciales y donaciones de material para los conejitos/as, aunque admiten que gran parte de los fondos no son suficientes para que lleguen a finalizar el mes… “Tenemos proyectos a futuro, pero estamos trabajando para ello”, comentan.

Para quienes tengan la intención de adoptar un saltarín o saltarina, los requerimientos básicos desde la fundación son:

  1. “Asegurarnos que no le faltará nada, que tenga el espacio necesario para correr y saltar, que quieran educarse en temas como su alimentación, salud, etc. Queremos poder validar esa información”, señala Maureen Aravena
  2. Ser mayores de edad, “es necesario entender que los conejos se hostigan si no tienen espacio, y los niños/as sin supervisión le pueden hacer daño a los peluditos” agrega Natalia Contreras.
  3. Capacidad financiera de sostener a un animal exótico, “no pedimos que sean millonarios, pero que sean lo bastante maduros/as para entender que es como un hijo, bastante más caro que un Perro o un Gato” añade Maureen.

“Necesitamos poder tener claro que, si los adoptarán, sea para siempre y no por un tramo de tiempo, nosotros siempre estaremos abiertos a contestar dudas o a comunicarnos con quienes buscan adoptar”

Proyecciones a futuro

Desde la agrupación nos comentan sus ideas para seguir con la causa animalista, “queremos poner un puesto en el mismo refugio que tengan cosas relacionadas a los potones”, como método de difusión e ingresos extras.

A corto plazo es la búsqueda de una buen y equilibrado financiamiento, poder llegar a un nuevo mes si números rojos, mientras que a largo plazo y cuando legalicen sus acciones, soñamos con un parque para conejos, donde puedan correr, jugar y convivir de manera libre, que tengan un espacio seguro porque en Antofagasta no hay muchos espacios de recreación de por sí, y para ellos menos, Jacinto se lo merecía y todos los otros saltarines igual”.

Actualmente están en proceso de formalización y trabajan en ampliar su rol, educar a la gente frente al mundo de los animales exóticos, concientizar sobre la tenencia responsable y ayudar a los peluditos a encontrar un buen hogar, “queremos ser un soporte para la reinserción en la vida de los saltarines” finalizan desde la fundación.

Si desean más información en términos de apadrinamientos/amadrinamientos, adopción o aportes voluntarios, se pueden comunicar a través de @fundacionjacinto.

- Publicidad -

EN PORTADA