Illapu Sinfónico, no solo era un evento realizado en el marco de la celebración de los 60 años de la Universidad Católica del Norte, sino que, también significó el reencuentro luego de 6 años de Illapu con la ciudad que los vió nacer.

Las puertas del Anfiteatro de Ruinas de Huanchaca se abrieron a las 20:30 horas para el público en general, sin embargo desde una hora antes ya se había formado la fila de los espectadores más anticipados, en el escenario se afinaban los últimos detalles de sonido y posiciones. Tras escenario se encontraban los integrantes de las ramas artísticas que participarían junto a Illapu. El conjunto folclórico, La tuna de Distrito UCN , el Coro Polifónico y La Orquesta Sinfónica de la casa de estudios, se preparaban para un momento muy importante.

Antes del inicio de este hito, conversamos con los hermanos Márquez, ambos antofagastinos con más de 45 años de trayectoria. José Miguel destaca lo poco que han tocado en la ciudad.

Publicidad

¿Qué significa para ustedes volver a Antofagasta?

– Bueno para nosotros venir a Antofagasta siempre es muy grato para nosotros, lamentablemente venimos muy poco, no sabemos porque, quizás las autoridades no nos quieren mucho, aun así, estamos felices de volver, aunque bueno hoy va a ser un concierto un poco más privado.

¿ Cuándo fue la última vez a la ciudad?

El año 2010. Fue en el teatro municipal, cuando hicimos un homenaje a Nelly Lemus, han pasado 6 años y esperamos volver en algún futuro.

¿ Que connotación tiene para ustedes venir en el marco del aniversario número 60 de la UCN?

Venir en este marco del aniversario de la universidad, donde nuestros hermanos estudiaron es muy gratos, aparte de volver a encontrarse con nuestra gente, el desierto y el mar.

Roberto Márquez lamenta el pequeño espacio donde se realiza el show:

¿Que opina del espacio que ofrece el anfiteatro?

Desgraciadamente el lugar bastante pequeño, hace  800 personas, las invitaciones se repartieron ya, mucha gente se quedó sin invitación, lamentamos mucho esta situación, pero no depende de nosotros, aun así nos alegra que la universidad nos haya acercado a nuestra gente.

¿ Que se viene para el futuro del grupo?

Estamos a full con el concierto que se realizará en Santiago el día 12 de noviembre, que es la celebración de los 45 años de trayectoria del grupo, esperamos también que esta invitación por parte de la universidad, sea una puerta para un concierto masivo para nuestros coterráneos.

con respecto al movimiento No mas + AFP y otras movilizaciones en el último tiempo, ¿Qué opinión tiene del levantamiento de la sociedad en Chile?

Nos parece bien, solamente queremos algo como lo teníamos antes, una educación gratuita y de calidad, buenas pensiones y solo se logra parando, movilizándose. Los congresistas se dan mil vueltas para luego aprobar una ley que no tiene nada que ver con lo que se pide.

El concierto inició con “paloma ausente”, un tema tributo a Violeta parra para dar paso al segundo tema “tu propia primavera” adornado con el Conjunto folclórico baile de la Universidad Católica del Norte, en seguida suena un viejo conocido “lejos del amor” y un no tan conocido como ” aquellos tiempos” tema de Jorge Drexler. La Tuna Distrito UCN hace su aparición en la quinta pieza, un instrumental andino que ensamblaron de forma eficaz y armoniosa junto al grupo Illapu, lo siguiente fue una seguidilla de temas como ” que broten las palabras” y ” arrurru en la faena” este ultimo presentado en conjunto con la Orquesta Sinfónica de la Universidad organizadora del evento.  La noche aun no terminaba, la gente disfrutaba mucho las canciones del grupo de la región, Márquez expreso lo mejor sobre Víctor Jara, quien fue homenajeado con un discurso grabado y un tema de su autoría llamado ” la partida”, después, hizo su entrada el Coro Polifónico quien interpretó ” aunque los pasos toquen”. Los 6 temas siguientes estuvieron llenos de homenajes y de emociones encontradas, destacan ” mi primer sueño de amor” en homenaje a Eric Maluenda fallecido integrante del grupo, ” zampoña queja del indio” en homenaje a Nelly Lemus, el clásico “morena esperanza” y ” sobreviviendo” de Víctor Heredia. Roberto Márquez se despedía del público, mientras este pedía otra canción, no paso mucho tiempo de espera e Illapu entono su canción mas emblemática ” vuelvo para vivir”, fue el broche de oro para una presentación de un grupo muy importante no solo para Antofagasta, si no que para todo el país, representan una identidad para la región.