Buenas noticias para las víctimas de la pirotecnia: Se promulga ley que sanciona como delito el mal uso de los fuegos artificiales

Durante el domingo recién pasado, el Presidente Sebastián Piñera dio a conocer la promulgación de la ley que sanciona como delito el uso, compra, venta y fabricación de fuegos artificiales, con multas y penas de presidio. Lo que es posible al modificar la actual ley del control de armas y el Código Penal, que sancionaba estas acciones sólo multas al ser consideradas como faltas, según consigna Bío Bío Chile.

Ésta, busca perseguir el mercado ilegal de los fuegos artificiales y artículos de similar naturaleza, que no cuenten además, con la autorización correspondiente en el territorio nacional.

Y de esta manera, sancionará con mayor dureza los delitos cuando además perturben la tranquilidad pública e infundan temor en la población, en cuyos casos las penas de los delitos tipificados aumentarán. Lo que, según consigna el medio, cobra relevancia por el uso ilegal que se le ha dado a estos instrumentos por parte de bandas criminales para intimidar a la comunidad.

Publicidad

Asimismo, dentro de las principales tipificaciones de este delito, destacan:

  • Fabricación de fuegos artificiales: Lo que incluye también su importación y exportación, transformación, internación, transporte, almacenamiento, distribución, adquisición o celebraciones respecto a estos. Arriesgando presidio menor en su grado medio, entre 541 días a 3 años de cárcel, y multa de 10 a 20 UTM. A su vez, se puede cerrar de manera definitiva o temporalmente el lugar utilizado para cometer el ilícito.
  • Disparo de Fuegos artificiales: Presidio menor en grado mínimo a medio, es decir, desde 61 días a 3 años de cárcel, y multa de 10 a 20 UTM.
  • Posesión o tenencia de fuegos artificiales: Presidio menor en su grado mínimo , de 61 a 540 días, o una multa de 5 a 20 UTM.

Por otro lado, bajo la normativa vigente, la misma ley aplica para:

  • Disparo injustificado con arma de fuego, desde o hacia la vía pública: Agregando, el uso de esta en inmueble privado con personas en su interior.  Arriesgando presidio menor en su grado máximo, desde 3 años y un día a 5 años y aumentando a presidio mayor en su grado mínimo, de 5 años y un día a 10 años, cuando el disparo se realiza con armas “hechizas” o de fogueo.
  • Disparo injustificado al aire: Pena de presidio menor en su grado medio, de 541 días a 3 años. La que aumenta a presidio menor en su grado máximo, de 3 años y un día a 5 años, cuando el disparo se realiza con armas “hechizas” o de fogueo.

LOS AFECTADOS POR LOS FUEGOS ARTIFCIALES

Como es costumbre, en distintas celebraciones llevadas a cabo en el país, se realizan shows pirotécnicos, los que, de manera indirecta afectan a niños y animales que no pueden lidiar con el fuerte estruendo. Sin embargo, este nuevo año bajo el contexto de pandemia por Covid-19, tras suspenderse varios de estos eventos, lideró el lanzamiento de fuego artificiales y similares en distintas poblaciones a lo largo de Chile.

Estos fueron adquiridos de manera ilegal, afectando a personas con autismo, varios animales como; perros, gatos y aves, además de ser riesgoso para la salud y provocar, en algunos casos, quemaduras en quienes los lanzan o se encuentran alrededor.

En este último caso, según cifras entregadas por la Corporación de Ayuda al Niño Quemado (Coaniquem), para la celebración de año nuevo recién pasada, se reportaron más casos de los habituales y que iban en constante baja en el país. Aumentando, entre diciembre de 2019 y enero de este año, un 144% de niños y niñas lesionados.

Por otro lado, la directora de la Escuela de Salud Pública, Dra. Verónica Iglesias para Universidad de Chile Noticias, señaló que en estos instrumentos hay elementos como la pólvora, el carbón y el azufre, que “Al quemarse liberan sustancias que contribuyen a aumentar el material particulado y la contaminación, lo que puede producir problemas respiratorios agudos, especialmente en personas asmáticas, pero también a quienes cursan otros cuadros respiratorios como enfermedades obstructivas crónicas, adultos mayores, niños y embarazadas”.

En tanto, referente a los animales, la académica de la Facultad de Ciencias Veterinarias y Pecuarias, Paola Ledesma, advierte sobre el efecto del uso irregular de estos en los animales. Señalando que “Su uso en barrios y plazas es mucho más perjudicial que en los shows pirotécnicos”.

Agregando que, si se usan fuegos artificiales en barrios o casas, pueden aumentar los accidentes por quemaduras, traumas oculares en personas y mascotas, así como también los atropellos a perros que reaccionan huyendo, siendo muy común ver publicaciones de animales perdidos para esas fechas.

“Lo focalizamos en nuestras mascotas domésticas, pero también tiene efectos en la fauna silvestre, en pájaros que viven en las ciudades y también si ocurre en zona rural, en los animales de granja”, indicó la profesional para Universidad de Chile Noticias, quien añade que estos sufren ansiedad y estrés, por la falta de capacidad de entender qué es lo que está ocurriendo, mientras que en el caso de las aves, hay especies que colapsan y pueden morir debido a los ruidos extremos.