Diez años de cárcel para asaltantes de embarazada en Antofagasta

Uno de los sujetos pedía ayuda para cruzar la calle, instancia que aprovechaba su cómplice para intimidar a las víctimas y llevarlas hasta un cajero automático. En uno de los casos amenazaron con apuñalar a la víctima y hacerle perder su bebé.

cuenta-publica-justicia-

A diez años de cárcel fueron condenados dos sujetos que cometieros violentos asaltos  en contra dos mujeres en el centro de Antofagasta, una de ellas con siete meses de embarazo.

El Fiscal Rodrigo Cuso Segura, logró sentencia de condena en contra de los acusados de nacionalidad peruana, Luis Alberto Bermejo JiménezEnrique Beraun Espinoza, quién también responde al nombre de José Eleuterio Bustamante, ya que viaja con dos documentos de identidad diferentes.

Publicidad

A ambos el Tribunal Oral en lo Penal de Antofagasta encontró culpables de perpetrar dos delitos de robo con intimidación perpetrados en esta ciudad los días 18 y 21 de mayo.

Por estos ilícito aplicó una pena a cada uno de diez años y un día de presidio mayor en su grado medio.

El primero de los delitos ocurrió el 18 de mayo del presente año, pasado el mediodía cuando la víctima, una mujer embarazada, circulaba por la calle 14 de febrero casí al llegar a Paseo Prat.

Allí se le acercó el imputado Bermejo Jiménez que andaba con muletas y le pidió ayuda para encontrar una dirección. Mientras caminaban hacia ese lugar se acercó Berau Espinoza, concertado con el primero, la obligó a dirigirse a un cajero automático y sacar dinero del mismo.  Fue así como se dirigieron al cajero del Serviestado de calle Prat, donde la víctima sacó 200 mil pesos, dinero con el que los imputados huyeron.

Posteriormente el 21 de mayo, usando el mismo truco del hombre con muletas, pidieron a una mujer que ayudara al supuesto discapacitado a cruzar la calle. La mujer accedió y en esos momentos se acercó Berau Espinoza y la tomó por los brazos, trasladándola a calle Esmeralda, lugar donde procedieron a sustraerle su teléfono celular y 180 mil pesos en efectivo especies con las cuales huyeron.

La primera víctima declaró que al momento de los hechos tenía siete meses de embarazo y se conmovió con el señor de la tercera edad, por lo cual decidió ayudarlo a encontrar una dirección, pero que a poco andar ellos la amenazaron con apuñalarle al abdomen y matar a su bebe.

El Tribunal estimó que con la prueba aportada por el fiscal acusador se dio por configurado tanto el delito de robo con intimidación como la participación de los mismos, descartando la versión de los delincuentes, quienes señalaban que las mujeres les habrían entregado el dinero por su propio voluntad.